Andrés Nocioni y Doug Collins
APEl Chapu necesita continuidad de cara al Preolímpico
PHILADELPHIA -- ¡Por suerte ya pasó febrero!. Fue muy malo en lo deportivo para mí, aunque al equipo le haya ido excelente. Es que fue el mes que menos tiempo jugué desde que estoy en la NBA: apenas más de 20 minutos.

Sólo en marzo de la temporada 2006/2007 había estado menos tiempo en cancha. Pero en aquella oportunidad no estaba disponible, por una fascitis plantar que me causaba mucho dolor y habían decidido que pare por un mes y medio para llegar mejor a los playoffs. Me acuerdo bien de esos playoffs porque tuve muy buenas actuaciones ante Miami. Después, con Detroit ya volvió el dolor y no pude jugar mucho.

La que estoy pasando es una situación bastante difícil. El equipo está jugando en alto nivel y yo quisiera formar parte de este momento adentro de la cancha. Pero no puedo quejarme ni protestar porque las cosas funcionan. No quiero crear problemas, solamente jugar.

Justamente en febrero Doug Collins fue elegido como el mejor entrenador del mes en la Conferencia Este. El tiene mucho mérito en este gran pasaje del equipo. El plantel es similar al de la temporada pasada y ha dado un vuelco importante. Los últimos tres meses terminamos con récord positivo. Estamos con otra mentalidad. Ante cualquier rival pensamos que podemos ganar. No importa el nombre, ni los jugadores que tenga. Un ejemplo es el muy buen juego que hicimos el martes ante Dallas. Si bien nos ganaron, hicimos un muy buen partido hasta que nos superaron por la calidad de Jason Kidd, Jason Terry y Dirk Nowitzki. Ya no pensamos en si vamos a entrar o no a playoffs, sino en buscar ascender una o dos posiciones.

Lo que también ya quedó atrás es el límite de tiempo para hacer traspasos. Hasta la hora en que finalizaba esa posibilidad, lo viví con nervios. Pensaba que me podían llegar a cambiar. Nunca me olvido de lo que me paso en Chicago: estaba subiendo al micro para ir a enfrentar a Milwaukee, me bajaron y me avisaron que me traspasaban a Sacramento. No es lindo que te pase en el medio de la temporada.

Por suerte ahora me quedé, porque los rumores eran para ir a equipos que no tienen posibilidades de llegar playoffs. Un caso era Los Angeles Clippers. Se decía que Philadelphia quería a Chris Kaman. Yo había comentado que podían llegar a buscar a un pivote. Pero el equipo no hizo traspasos.

Lo que hubo fueron algunos movimientos sorprendentes. El más llamativo fue el de Deron Williams a Nets. Los Jazz buscaban un cambio rotundo. Consiguieron talento y juventud con Devin Harris y Derrick Favors, más buenas selecciones de draft. Y New Jersey se hizo de una estrella, algo que estaba buscando y no pudo conseguir con la llegada de Carmelo Anthony a New York. En este tipo de movimientos no se piensa únicamente en lo deportivo, sino también en lo económico y en los planes a futuro. Por lo económico se dio el cambio de Kendrick Perkins a Oklahoma City, ya que los Celtics no podrían pagarle el año que viene.

Que me haya quedado este año no significa que ocurra lo mismo el próximo. Si mi situación no cambia, puede ser que pida ser traspasado. Yo quiero estar en un equipo en forma activa. Esto es difícil para cualquiera y más para alguien de mi personalidad y temperamento.

Al menos hubo una buena noticia para mí y es que Julio Lamas ya me confirmó para el Preolímpico. Si bien era algo que sabía que iba a ocurrir, da tranquilidad. No es por ser arrogante, pero jugadores como Manu, Luis, Carlitos, Pablo y yo ya sabíamos que ibamos a ser parte del equipo. Es muy bueno que también hayan confirmado a Pancho Jasen, que hizo un gran trabajo en el Mundial, y a Leo Gutiérrez, que en cada convocatoria tuvo que pelearla y ahora le dan un merecido respaldo.

Para completar el equipo habrá que elegir a los cinco que estén mejor. Yo no quiero solamente clasificar a Londres. También quiero ser campeón.

Bueno, para despedirme les cuento que ayer compartimos la tarde con los aficionados que compran tickets para toda la temporada. Fuimos al Adventure Aquarium. Es muy cerca de mi casa, en Camden, cruzando el río Delaware. Fue un lindo momento con quienes nos apoyan durante todo el año.

Les mando un abrazo y les agradezco sus comentarios de aliento.