Qué ver en la semana 11

Actualizado el 16 de noviembre de 2012
por Mauricio Pedroza
Get ADOBE® FLASH® PLAYER
Joe Montana habla previo al Monday Night
Tags: nfl

MÉXICO -- Los buenos equipos son los que son capaces de sobreponerse a cualquier adversidad que le presente la temporada. Aaron Rodgers ha perdido durante la temporada a todos sus receptores titulares y aún así se las ha arreglado para hacer de Randall Cobb y sobretodo James Jones armas tan respetables como Jordy Nelson o Donald Driver. 15 pases de anotación y solo una intercepción en los últimos 4 juegos que terminaron en victoria.

Detroit desperdició la oportunidad de reposicionarse en la división perdiendo por segunda vez contra Vikings. En sus próximos 4 juegos verá dos veces a Packers, una a Texans y una a Colts.

PHILADELPHIA EN WASHINGTON

Que nadie se haga el sorprendido si al final nos damos cuenta que el domingo vimos la última imagen de Michael Vick en el uniforme de Eagles. Su conmoción cerebral lo podrá tener fuera de la titularidad hasta 3 juegos en los que Nick Foles se juega su futuro. Con todos sus problemas, tienen a la quinta mejor línea ofensiva para el ataque terrestre, esperen el mejor juego de la temporada para LeSean McCoy.

Pocas muestras de desesperación y raquítico liderazgo como las de Mike Shanahan después de la derrota contra Carolina. Dio a entender que la campaña estaba perdida y que ahora cada quien se jugaba su trabajo en lo que quedaba. Un juego en el que tuvieron la posesión 9 minutos más que el rival, corrieron para 150 yardas y no entregaron el balón. Algo más de confianza para RGIII que las lesiones han mermado sus blancos favoritos.

CLEVELAND EN DALLAS
El típico juego trampa para Cowboys. La semana pasada tuvieron dos minutos y treinta segundos de inspiración que representaron 21 puntos. Eso, más la salida de Vick les confirmó una ultra desesperada victoria que después de 3 cuartos parecía lejana. Browns dependen de enormemente de lo que pueda hacer su corredor novato, Trent Richardson. Dallas ha defendido bien la carrera, solo Marshawn Lynch los ha poseído (y a quién no, realmente).

Y la clave para Cowboys pasa también más por la tierra que por el aire. Tony Romo ha limitado a 0 su número de intercepciones en los últimos dos juegos, nada pone a su equipo en mejor posición de ganar juegos consecutivos por primera vez en un año.

NEW YORK JETS EN ST. LOUIS
Rams ya nos demostraron que pueden competir con una base muy joven, pero muy salvaje. Merecieron ganar el juego en San Francisco que al final tampoco perdieron.

En el rating total de quarterback que va de 0 a 100, Mark Sanchez tiene un promedio desde la semana 4 de 17,7. Basta, peor no se puede estar, es ¡¡¡Tebow Time!!!

ARIZONA EN ATLANTA
Yo comparto eso de que no existe ninguna "derrota positiva" en una liga que tiene 16 juegos de temporada regular, pero creo que hay muchas cosas que Falcons pueden rescatar después de perder el invicto en New Orleans. Una de ellas es rescatar su ataque terrestre. Michael Turner es la válvula que libera la presión que comienza a escalar en el termómetro de Matt Ryan.

Arizona está en camino a poner una campaña histórica como una de las peores líneas ofensivas. Kevin Kolb y John Skelton, sus dos QB´s, ya tuvieron conmociones y su ofensiva por tierra es la peor de la NFL. Ingredientes suficientes para que Falcons regrese a la victoria.

JACKSONVILLE EN TEXAS
InSímil del Chiefs en Steelers de la semana pasada. El típico juego en el que aplicamos el peligrosísimo cliché "no hay manera de que (equipo A) le vaya a ganar a (equipo B) tal". Pero no hay manera de que Jaguars le vaya a ganar a Texas. Ahí, lo dije.

TAMPA BAY EN CAROLINA
En este tipo de juegos cuenta poco el récord con el que lleguen, cuenta más la inercia y las actuaciones recientes. Bucs han creado una identidad que buscaron con Raheem Morris pero que en el camino se desviaron. Grez Schiano no solo los volvió un equipo agresivo, sino que los ha hecho ganar 4 de los últimos 5. En los últimos 4 juegos, Josh Freeman ha lanzado 10 pases de anotación y no lo han interceptado y el novato Doug Martin ha superado las 100 yardas totales.

Una pequeña nota para Cam Newton: un rating total de quarterback de 2.0 (insisto, en escala de 0 a 100) es el tipo de actuaciones que puede hacer que pierdas tu trabajo.

CINCINNATI EN KANSAS CITY
¿Qué cómo le hizo Kansas para llevar a Steelers a tiempo extra en Pittsburg? Fácil, les corrieron la bola como nadie se las había podido correr. Bengals permiten casi 120 yardas de ese tipo por juego.

El tema es que la defensiva de KC, sobre todo la secundaria, pueda parar a A.J. Green y tiene argumentos para hacerlo. La llave pasa por limitar las entregas, esas 22 que llevan en la campaña los tienen con una sola victoria.

NEW ORLEANS EN OAKLAND
Su repunte no tiene que ver con oooooooootra brillante actuación de Drew Brees ni el regreso al protagonismo de Jimmy Graham. En sus 3 victorias en los últimos 4 juegos han corrido 29, 25 y 26 veces para 148, 140 y 102 yardas respectivamente. Su defensiva pasó de ser de las 5 peores a las 5 mejores en zona roja.

Oakland sabrá hasta horas antes del juego si podrá tener a su mejor corredor y a su mejor receptor. Pero la bronca sigue estando con la generosa defensiva que presenta regularmente en 4 de sus 6 derrotas ha permitido 35, 37, 42 y hasta 55 puntos de una ofensiva de Baltimore que venía en un evidente declive.

INDIANAPOLIS EN NEW ENGLAND
Una de las mejores rivalidades de la última década que por segunda vez prescindirá de Peyton Manning. Hace un año, con esos patéticos Colts que llegaban a la semana 12 sin victoria, Dan Orlovsy pasó para 353 yardas y 2 pases de anotación, corrieron para 100 yardas y tuvieron el balón 11 minutos más que los pats. Apenas perdieron por 7 puntos. La última vez que Bill Bielichick perdió como local contra un mariscal de campo novato, fue en 1995. Claro, nunca había enfrentado a un novato como Andrew Luck y pocas veces tuvo una defensiva secundaria tan porosa como la de este 2012.

SAN DIEGO EN DENVER
Cuasi juego de playoff. Si Denver gana se pone a 3 juegos de distancia sobre San Diego con 6 por jugar incluidos duelos seguidos contra la AFC Norte (Baltimore y Cincinnati en casa y visita a Pittsburg)

En su primer duelo nos regalaron historia. El mayor regreso en la historia de la liga que terminó, además, con ventaja de doble dígito para Broncos. Y nos encanta deslumbrarnos con la temporada tipo MVP de Peyton Manning, pero yo sigo fascinado con Von Miller. En 10 juegos tiene 10 capturas, 11 golpes y 30 presiones directas a mariscales de campo. Nadie en la NFL tiene esos números.

San Diego depende de la bipolaridad de Phillip Rivers: en las victorias de Chargers ha lanzado un combinado de 3 intercepciones, en las derrotas 9.

BALTIMORE EN PITTSBURGH
No tengan duda, es la mejor rivalidad de la última época, principalmente desde que Jim Harbaugh y Joe Flacco llegaron a Ravens. En las últimas 5 temporadas cada equipo ha conseguido 51 victorias en temporada regular (empatados en segundo lugar) y 5 victorias en playoff (nadie como ellos).

La lesión de Big Ben no pudo llegar en peor momento, seguramente se perderá los dos juegos contra Ravens que, por lo general, definen no solo al ganador del norte de la AFC, sino en buena medida el destino de la postemporada en la Conferencia.

¿Hay vida sin Ben? Desde el 2004 Pittsburgh ha perdido 5 juegos sin él. 4 fueron contra Baltimore. Pero como bien decía Coldplay en la última canción de su primer (y mejor) disco: no todo está perdido. Esas 4 derrotas fueron por 3, 3, 6 y 3 puntos.

CHICAGO EN SAN FRANCISCO
Roger Goodell va a tener que tomar muchas notas. Este era uno de los juegos estelares de la temporada, posiblemente el que definiría la escena de playoff en la Conferencia Nacional. Pero por las conmociones cerebrales que sufrieron la semana pasada Jay Cutler y Alex Smith, el juego puede tener implicaciones más negativas que positivas.

Cutles está oficialmente fuera. Chicago previó que podría perderlo en algún punto de la temporada y por eso firmaron a Jason Campbell que será titular, pero no previeron que esa ausencia podría por un tema que necesita algo más que rehabilitación para sanar. Smith ha entrenado en los últimos días y seguramente será titular. Pero el juego no debe demeritar en interés. Matt Forte versus Frank Gore. Las defensivas 3 y 4 de la NFL. Fútbol Americano del la vieja escuela. Justo lo que el médico nos recetó para un buen lunes por la noche.