Para todos Douglas Clark fue el JMV, menos para LMP

21:00 ET
FECHA
27/01
2013
por Rubén Castro

CIUDAD OBREGÓN -- Y no lo digo yo, lo dijeron y lo siguen diciendo la mayoría de la prensa especializa que cubrió la Serie Final de la Liga Mexicana del Pacífico, la afición que estuvo en el estadio e incluso un jugador de gran categoría que tuvo mucho que ver en el tricampeonato de Yaquis de Ciudad Obregón.

La LMP cometió el gran error de dejar fuera de toda nominación como Jugador Más Valioso de la Final al jardinero izquierdo Douglas Clark, una nominación que nadie sabe quien la da, pues no se levanta el voto por medio de la prensa, ni se dice quien elige al mejor jugador.

Douglas Clark
Yaquis de Ciudad ObregónDouglas Clark merecía ser el Jugador Más Valioso de la Serie Final junto con Luis Ignacio Ayala
Los premiados fueron el taponero de lujo Luis Ignacio Ayala --merecido, dos rescates y una victoria en cuatro juegos que lanzó-- y el segunda base Carlos Valencia --inmerecido pese a producir 7 carreras.

"El más valioso debió ser Douglas Clark, el se lo merecía y la gente se lo reconoció en el estadio", dijo un jugador el domingo en una plática en el lobby del hotel donde se hospedan algunos jugadores de los Yaquis.

Cierto, Clark sòlo produjo par de carreras en la Serie Final y no dio jonrón, pero bateó para .538 al pegar de 13-7, anotó 8 carreras, recibió cinco bases por bolas, se robó cuatro bases, recibió dos pelotazos y tuvo varios turnos claves en los cuatro triunfos.

Ayala, ya lo dijimos, salvó el primer juego que ganó Yaquis 5-3, entrando en la novena desde el inicio. Rescató el segundo de igual forma tirando en la novena sin gente en base al ganar 4-2. Ganó el tercero al entrar con empate 5-5 y tirar la novena desde el inicio en juego que ganó Yaquis 6-5 dejando en el terreno a Águilas de Mexicali.

Valencia produjo tres en el primer juego, dos en el primer inning y otra en la tercera para colocar juego 4-0 y complementó con una base y dos ponches. En segundo juego bateó de 3-0 con base intencional. En tercer juego se fue de 4-1 con jonrón y dos producidas para dar ventaja de 5-0 en la quinta. En el cuarto en paliza de 16-3 se fue de 4-1 con dos producidas con sencillo y elevado de sacrificio. Bateó .276, 4 hits en 15 turnos y dejó a ocho en base.

Clark bateó de 2-1 con base, golpe y tres anotadas en primer juego, con tres robos de base y una rola para doble play. En segundo juego remolcó carrera de empate a 2 con hit en la tercera y en la octava recibió base y anotó carrera del 4-2.

En tercer juego con dos outs recibe golpe en primer inning, se roba segunda y anota; en quinto inning da hit y con dos outs anota con jonrón de Valencia y en novena recibe base intencional para llenar bases antes de que Jesse Gutiérrez sea golpeado para terminar partido y ganar 6-5.

En el cuarto partido en el rally de cinco carreras en primer inning recibe pasaporte y anota. En el segundo se ponchó con uno en base. En el tercer dio doblete productor con dos en base. Da hit en la quinta, recibe base en la sexta y se poncha en la octava. En los cuatro juegos dejó a dos en base.

En los cuatro partidos de la serie tuvo promedio de embasamiento de .700 y de slugging de .615, lo que dio un 1.315 de porcentaje en base más slugging. En total tuvo 20 apariciones en el plato y se embasó 14 veces en 4 juegos.

Las comparaciones son odiosas dicen por alli, pero los números, aunque son fríos, hablan por si sólos.

¿Merecía más Clark en solitario o en conjunto con Ayala? Quizá sólo, ¿por qué?, porque Yaquis hubiera estado 2-3 abajo --Clark anotó las otras tres-- en la novena cuando Ayala lanzó en el primer juego. En segundo, quitando la producida y anotada de Clark el juego hubiese estado 2-2 en la novena cuando entró Ayala.