Busca Dulorme su segundo aire

19:49 ET
FECHA
20/02
2013
por Carlos Narváez
Thomas Dulorme, Carlos Abegu
Cortesía de HBOThomas Dulorme viene de un revés ante Carlos Abregu
SAN JUAN -- "Tiene sólo 23 años y una carrera por delante". Así el promotor Lou DiBella pretende ocultar el más reciente de sus errores, pero al mismo tiempo nos ofrece una muestra de que 'al mejor cazador se le va la liebre'.

Afortunadamente, Thomas Dulorme tendrá la oportunidad de demostrar desde el jueves con hechos el error de sus promotores, ya que ahí también se incluye al puertorriqueño Javier Bustillo y Gary Shaw. Los tres tienen el mismo por ciento de sus acciones en el boxeador (33.33%).

Dulorme (16-1-12 KO's) regresa a Nueva York para enfrentar Eddie Brooks (9-3, 3 KO's) en un combate a ocho asaltos en las 145 libras que encabezará el cartel que se presentará en el Roseland Ballroom.

Será la primera oportunidad de Dulorme luego de su derrota por nocaut técnico en el séptimo asalto el pasado 27 de octubre ante el experimentado peleador argentino Luis Carlos Abregú (34-1 y 28 nocáuts).

La decisión de DiBella de llevar a Dulorme frente a un púgil cuya única derrota había sido ante el actual campeón welter Timothy Bradley, todavía deja pensando si en realidad se trató de una movida para beneficiar a Abregú quien busca una revancha ante éste último.

Al fin y al cabo, Abregú terminó firmando sorpresivamente hace unas semanas con Top Rank y debiéndole dos peleas a Shaw.

Dulorme está claro de que la culpa no es huérfana. Y desde ahora estará más atento a las movidas de aquellos que dirigen su carrera. También está consciente de que no hay espacio en este retorno para un nuevo revés.

"Estoy muy contento de estar en Nueva York. Es un lugar en donde me gusta pelear", admitió Dulorme. "Esta vez vengo a demostrar que estoy bien y que hay Dulorme para rato", dijo con buen ánimo el peleador.

Dulorme, que llegó a estar número uno en el Consejo Mundial de Boxeo, ahora marcha número diez en la Asociación Mundial de Boxeo.

Las 147 libras, por el momento, serán cosa del pasado. Ante Brooks, Dulorme iniciará el proceso de regreso a la división junior welter, donde seguramente permanecerá al menos un año en lo que se produce una madurez de su todavía joven fisionomía.

Abregú pesó 162 libras la noche en que enfrentó a Dulorme quien apenas sumó unas tres libras arriba del límite welter.

Dulorme subirá en esta ocasión en busca de un segundo aire.

"Creo que Abregú tuvo una buena noche y yo tuve una mala noche. Así lo veo las cosas. Pero estamos aquí de nuevo para demostrar que sigo siendo uno de los mejores. Lo importante aquí es salir bien y lograr la victoria", apuntó.

Dulorme anunció recientemente el comienzo de su nueva empresa, Dulorme Construction, una idea que el púgil había quedado en darle vida luego de concluir su carrera. La derrota con Abregú le hizo adelantar los planes.