Lakers vuelven a la niñez por Navidad

19:29 ET
Actualizado el
Por Gonzalo Aguirregomezcorta
ESPNDeportesLosAngeles.com
Archivo

LOS ÁNGELES -- La Navidad está cada vez más cerca y como viene siendo habitual, la organización de Los Angeles Lakers y el Boys and Girls Club de la ciudad organizaron una comida benéfica para alrededor de 100 niños. Mientras los jugadores practicaban en la cancha de entrenamiento, los pequeños aguardaban para conocer a sus estrellas.

De repente, se hizo el silencio y el momento que todos esperaban llegó cuando Kobe Bryant entró en la sala del Toyota Center en El Segundo seguido de Antawn Jamison, Earl Clark y Steve Blake. Los gritos de 'Kobe Kobe' acapararon el espacio sonoro y la estrella se sentó para hacerse fotos con varios afortunados y afortunadas.

Los jugadores que más sueltos estuvieron fueron el siempre polifacético, Dwight Howard, que no dudó en cantar villancicos y ayudar a decorar galletas a algunos de los miembros del club, y Pau Gasol, que dedicó varios minutos a contestar preguntas como '¿Qué número de pie tienes? ¿Conoces a muchos famosos? o ¿Eres muy amigo de Kobe?'

"Me gusta estar con los niños porque es una situación positiva para mí y para ellos. Disfruto de su inocencia, de su libertad y de su juventud. Siempre es un momento especial, una fiesta señalada del año y una oportunidad de hacer este momento del año más especial para estos chicos y chicas", señaló el español, que pasará su doceava Navidad sin poder ir a su país a celebrar las fiestas con toda su familia.

"Llevo 12 años sin ir a España por Navidad y lo que más echo de menos es estar con toda la familia", confesó mientras los pequeños le miraban con ojos estupefactos.

A pesar del paso del tiempo y sus éxitos como profesional en la NBA, Gasol tiene el sentimiento navideño intacto.

"Antes era más de Reyes Magos, ahora soy de Papá Noel por las circunstancias y por dónde estoy", comentó. "Siempre le pido que me traiga salud, lo material para mí no es importante. El poder pasar momentos como éste con la familia, con personas que te quieren y luego que disfrutemos de salud".

Veinte años atrás, Gasol tenía la edad de muchos de los niños y niñas que disfrutaron de su presencia y de la del resto de sus compañeros. Por aquellas fechas, el jugador ya mostraba su pasión por el basquetbol.

"Siempre me gustaban todos los regalos relacionados con el baloncesto. Zapatillas, camisetas. Recuerdo perfectamente cuando me regalaron una chaqueta de Chicago Bulls", recordó.

Howard, por su parte, fue más claro en sus pretensiones. "A Santa le pedí que me trajera uno de esos trofeos de oro a final de temporada", explicó apuntando a la vitrina donde se encuentran los 16 trofeos que consiguieron los Lakers durante su historia.

Todos los jugadores le dedicaron un buen rato a los pequeños, que disfrutaron de lo lindo tratando de tú a tú a las estrellas que siempre ven por TV.

"Qué altos son", dijo Johanna, una de las niñas, "¡seguro que llegan al cielo!", gritó ante las carcajadas de varios jugadores.

Los laguneros jugarán el sábado frente a Golden State Warriors y luego recibirán a los Knicks de Nueva York el día de Navidad. Una jornada muy especial que desean celebrar con victoria.

"Me gusta jugar el día de Navidad", confesó Howard, "es una gran oportunidad para que todos nos vean ganar".


Gonzalo Aguirregomezcorta ha sido corresponsal para el diario El Mundo en Nueva York y Miami. Ha trabajado en televisión como guionista de programas de entretenimiento, además de que ha colaborado en publicaciones deportivas y culturales. Síguelo en Twitter aquí. Consulta su archivo de columnas.