Los que quedaron a deber

Jugadores notables de segundo año que tienen mucho por demostrar en el 2010

20:26 ET
Actualizado el
John Clayton Por John Clayton
ESPN.com
Archivo

Darrius Heyward-Bey, Michael Crabtree y Andre SmithIcon SMI/US PresswireDarrius Heyward-Bey, Michael Crabtree y Andre Smith son algunos de quienes se espera más este año

BRISTOL -- La suspensión a Brian Cushing por una sustancia prohibida generó que se repitiera la votación por parte de la Associated Press para nombrar al Novato Defensivo del Año para una de las generaciones para el premio más fuertes en años.

Cushing ganó en la segunda vuelta, pero el ejercicio sólo reforzó lo bien que los apoyadores Clay Matthews de los Green Bay Packers y Brian Orakpo de los Washington Redskins, y el profundo Jairus Byrd de los Buffalo Bills jugaron la temporada pasada. De los 32 jugadores de primera ronda seleccionados en el 2009, el porcentaje de los 13 jugadores defensivos que tuvieron impacto fue significativamente más elevado que aquel de los 19 jugadores ofensivos.

El esquinero Vontae Davis de los Miami Dolphins terminó siendo un sólido titular. Al apoyador Aaron Curry de los Seattle Seahawks se le pidió hacer demasiado como novato por las lesiones al grupo de apoyadores, pero debe tener una gran segunda campaña. Los linieros defensivos B.J. Raji de los Packers y Tyson Jackson de los Kansas City Chiefs se establecieron en sus primeros años.

Fue una historia diferente para la ofensiva. Percy Harvin de los Minnesota Vikings escapó con los honores de Novato Ofensivo del Año en lo que fue considerado un año decepcionante para el grupo. Disputas contractuales y lesiones fueron un problema, y algunos novatos no recibieron tantos minutos de juego como les hubiera gustado a sus clubes. Mark Sanchez, Matthew Stafford y Josh Freeman obtuvieron inicios como mariscales de campo, pero 47 de los 50 votos para el premio fueron para Harvin (41) o para el tackle derecho de los Baltimore Ravens, Michael Oher (seis).

No hay premio por temporada de regreso para los novatos que tuvieron problemas en el comienzo de sus carreras. Pero aquí hay un puñado de jugadores que entran a su segunda campaña con la esperanza de hacerlo mejor en el 2010:

1. OT Jason Smith, St. Louis Rams: Decir que la cabeza de Smith daba vueltas como novato sería quedarse corto. Nunca se sintió cómodo pasando de su posición colegial como tackle izquierdo al lado derecho. En el campamento, apuntó la dificultad de cambiar de una posición zurda a una posición diestra. Fue una batalla para él desde el ajuste de su línea de visión, hasta su trabajo de pies. Para empeorar las cosas, una concusión seria lo limitó a apenas ocho encuentros y cinco inicios. La primera temporada fue un año perdido para Smith. Lo que ayudará este año será un movimiento de regreso al lado izquierdo después de que Alex Barron fuera enviado a los Dallas Cowboys. Smith está ahora en su posición natural, pero requiere algo de suerte y buena salud para que las cosas positivas le sucedan (una fractura de estrés en un dedo del pie podrían mantener a Smith fuera de circulación hasta el campamento de entrenamiento).

2. OT Andre Smith, Cincinnati Bengals: Hablemos de otro pase en la montaña rusa. Desde el Combinado de Talento del 2009 en Indianapolis, Smith ha estado de arriba hacia abajo, pero en este momento, los Bengals aún no saben lo que tienen. Smith aparentemente dejó caer sus bonos de draft al llegar con sobrepeso y desaparecerse del Combinado un día antes de que terminara. Se recuperó al trabajar más duro y convenció a los Bengals de convertirlo en el sexto recluta global. Se alejó del club por 32 días en busca de un contrato que le garantizara 21 millones de dólares. Unos días después de su llegada tardía, Smith se fracturó el pie izquierdo. Inició únicamente un partido como tackle derecho y jugó apenas el 10.7 por ciento de las jugadas del club novato. Su pie izquierdo le sigue causando problemas y existe una buena probabilidad de que no esté disponible de nuevo hasta el inicio del campamento de entrenamiento.

3. WR Michael Crabtree, San Francisco 49ers: Crabtree puede atraparlo todo, pero lo único que no pudo manejar fue no ser una selección del Top-3 en el draft del 2009. Un pie fracturado en febrero destruyó sus bonos de draft y le permitió caer a los 49ers en el N° 10. Se alejó del club hasta octubre antes de firmar un acuerdo por seis temporadas que podría alcanzar un valor máximo de 32 millones de dólares. La buena noticia para los 49ers es que Crabtree debe alcanzar ese valor máximo contractual. Es un artículo genuino. Atrapó 48 pases en 11 inicios y promedió 13 yardas por atrapada. Eso proyecta a una temporada de 70 recepciones y 910 yardas en una campaña de 16 encuentros. Ahora, ha tenido una temporada baja para trabajar con el mariscal de campo Alex Smith y eso debe mejorar sus números. Por bueno que sea Crabtree --y podría ser factor en una posible llegada de los 49ers a los playoffs-- los rumores alrededor de la liga son de que Dez Bryant de los Cowboys podría ser mejor.

4. WR Darrius Heyward-Bey, Oakland Raiders: Le tomó mucho a Al Davis admitir que se equivocó, y cortar a JaMarcus Russell de su plantilla, y le tomará bastante a Davis admitir que se equivocó con Heyward-Bey. El problema con Heyward-Bey es que utiliza más su cuerpo que sus manos para atrapar pases, y eso se traduce en un receptor que tiene dificultades. Tuvo 11 inicios y apenas nueve recepciones, con seis pases dejados caer. Fue buscado en 40 ocasiones, y es difícil justificar lanzarle tantos pases cuando apenas el 22.5 por ciento de los envíos que van en su dirección terminan en sus manos. Esperen que el nuevo coordinador ofensivo Hue Jackson facilite las cosas para Heyward-Bey. Intentará algunas jugadas en las que Heyward-Bey empleará su velocidad saliendo de la ranura para atrapar pases cortos. El nuevo mariscal de campo Jason Campbell tratará de lanzarle otros pases cortos y sencillos hacia el exterior. Pero la pregunta persiste acerca de qué tan bien pueda Heyward-Bey lidiar con ellos.

5. LBs Robert Ayers, Denver Broncos; Larry English, San Diego Chargers; y Aaron Maybin, Buffalo Bills: Entre ellos, se combinaron únicamente para tres inicios como novatos. Como muchos alas defensivas/apoyadores, Ayers, English y Maybin sienten el reto del incremento constante de esquemas 3-4 en la liga. Podrían mirar sus campañas de novato como años de pasantía. Maybin jugó apenas el 21.8 de las jugadas de su equipo, mientras que Ayers participó en el 49.58 por ciento y English en el 52.1 por ciento. Los tres se combinaron para 73 tacleadas y dos capturas. De los tres, Ayers podría tener la mayor oportunidad para progresar. Jugará como apoyador externo de los Broncos al lado opuesto de Elvis Dumervil. English es el tercer apoyador detrás de Shaun Phillips y Shawne Merriman con los Chargers. Maybin está haciendo el cambio de ala defensiva 4-3 a apoyador 3-4 y requerirá algo de tiempo para sentir comodidad haciendo jugadas partiendo de una posición erguida.


John Clayton es escritor exclusivo de la NFL para ESPN.com. Consulta su archivo de columnas.