¡Muévete, Magic!

Tras ganar su quinto título, Kobe puede ser el mejor Laker de la historia

12:03 ET
Actualizado el
Por Chris Broussard
ESPN The Magazine
Lakers repiten campeonato venciendo a Celtics
Los Lakers se recuperaron a tiempo y tras un final para el infarto, derrotaron a Celtics para ganar el título de campeonatoTags: nba, basquetbol, lakers, celtics

LOS ANGELES -- Crecí idolatrando a Magic Johnson. Aun antes de llegar a la liga, me robó el corazón del Dr. J con los pases alley-oop a Greg Kelser y por frustrar los planes de Larry Bird en el histórico partido por el título de 1979 de la NCAA.

Además, hizo la mejor actuación en un partido en la historia de la NBA. No sólo acumulando 42 puntos, 15 rebotes y siete asistencias en el Juego 6 de las finales de 1980 para llevar a los Lakers al campeonato ante Philadelphia, sino que hay tantas otras cosas a considerar: todo lo que estaba en juego, su juventud e inexperiencia, su cambio de base armador a centro, la calidad de estrella de su oponente (El Doctor), la calidad y el poder estelar de su compañero lesionado (Kareem Abdul-Jabbar). Y lo hizo todo siendo un novato de 20 años.

Aunque creo que Michael Jordan es el mejor jugador en la historia de este deporte, he declarado a menudo que Magic es el único jugador que se podría decir que ha sido mejor porque es el único jugador en la historia de la liga, que podría haber jugado en cada una de las cinco posiciones en un nivel All-Star.

Magic, junto con Bird, salvaron a la NBA. El carisma de Magic, la sonrisa de Magic, el estilo de Magic lo hacía tan atractivo, tan impresionante, que no podías dejar de adorarlo. Al día de hoy, es una persona que te encantará hasta dejarte con la boca abierta.

Pero tengo que ser objetivo. No puedo dejar que mis sentimientos personales se interpongan en el camino. No puedo dejar de lado que el hecho que miraba a Magic como un niño asombrado y no como un adulto que ya no idolatra a los jugadores tanto como para que esto afecte una discusión. No puedo quedarme en el pasado, haciendo que los héroes de mi infancia sean más relevantes que el resto, ya que todos tenemos una tendencia a hacerlo.

[+] EnlargeKobe Bryant and Magic Johnson
Ronald Martinez/Getty ImagesTiempo de pasar la antorcha, el quinto título hizo despegar a Kobe en L.A.
Y cuando quitamos esos factores y restar los aspectos fuera de la cancha -- las personalidades, el impacto cultural, la brillantez en la directiva (Jerry West)  me enfrento a esta conclusión: Kobe Bryant es el mejor Laker de todos ellos.

Después de que Kobe ganó su quinto título el jueves, Magic dijo en ESPN que Kobe se merece una estatua al lado de la suya fuera del Staples Center. Más tarde esa noche, Magic me dijo que Kobe es ahora su igual, aunque todavía no es superior que él.

"Lo mejor de los Lakers es que juzgamos por campeonatos'', dijo Magic, que -- junto con Kareem, Kobe y el importantísimo jugador de la banca, Derek Fisher -- ha ganado unos cuantos anillos con los Lakers". Así que cuando Kobe se quede con el próximo, será El Hombre; será el más grande de los Lakers. Y no voy a tener ningún problema en reconocerlo''.

En mi corazón, estoy de acuerdo con Magic, el base armador titular en mi lista de todos los tiempos. Pero cuando juzgo a Magic con el mismo parámetro que el resto, me veo obligado, aunque sea a regañadientes, a poner a Kobe en la cima del panteón de los Lakers.

Desde Michael, las superestrellas son juzgadas no sólo por el número de campeonatos que ganaron, sino por los jugadores que los acompañaron en esas hazañas. Uno de los mayores argumentos a favor de la supremacía de Michael es que, dejando de lado a Scottie Pippen, construyó una dinastía con un roster repleto de jugadores de la banca (Dennis Rodman fue, sin dudas, uno impresionante, pero no deja de ser un jugador de reserva). Mientras que hombres como Ron Harper, Steve Kerr y Bill Cartwright merecen respeto, no estaban en la misma clase que los compañeros de los equipos campeones de Magic y Bird.

Y como Kobe llego después de Michael, tuvo que escuchar la famosa frase: "él nunca ganó sin Shaq'' desde el comienzo de su carrera. Pero Magic nunca escuchó: "él nunca ganó sin Kareem''. Bird nunca escuchó: "él nunca ganó sin Robert Parish y Kevin McHale''.

En cada una de las cinco temporadas de campeonato de Magic, contó con un jugador dentro del top 50 de todos los tiempos (Kareem). Está bien, Kareem, aunque seguía siendo un gran francotirador, tenía 38, 40 y 41 años cuando ganó los tres últimos títulos. Pero para entonces, Magic estaba acompañado de otro top 50, su compañero James Worthy, quien jugó en los equipos de los Lakers de 1985, 1987 y 1988 que ganaron el título. Y dije lo anterior sin mencionar a otros grandes compañeros de equipo de Magic como Byron Scott, Jamaal Wilkes, Norm Nixon y el miembro del Salón de la Fama, Bob McAdoo.

[+] EnlargeKobe Bryant
Ronald Martinez/Getty ImagesMagic podía hacer un montón de cosas espectaculares, pero no podía jugar defensa como Kobe
Kobe, obviamente, contó con una superestrella de todos los tiempos para lograr sus tres primeros títulos en Shaq. Pero para sus últimos dos anillos, no fue así. Pau Gasol es un All-Star, pero no va a quedar dentro del top 50. Si él y Kobe siguen ganando anillos juntos, sin embargo, tendrá muchas chances de quedar en el Salón de la Fama.

La importancia de la habilidad de Kobe que empezar de cero y construir una segunda mini-dinastía de los Lakers no puede ser exagerada, y le da una ventaja sobre muchos grandes de todos el tiempo.

En cuanto a los otros grandes de los Lakers, Wilt Chamberlain y West ganaron sólo un anillo cada uno, a pesar de jugar juntos durante cuatro temporadas completas. Elgin Baylor nunca ganó un campeonato a pesar de jugar la mayor parte de su carrera con West. Shaq, por supuesto, ganó tres anillos en sus ocho temporadas con los Lakers. Y Kareem es presa del mismo argumento de Magic (su equipo fue muy superior al de Kobe), Kareem nunca ganó un anillo sin Magic u Oscar Robertson.

Además del argumento de la calidad de sus compañeros de equipo, Kobe le gana a Magic sin pestañar en la defensiva. Kobe ha sido un gran defensor, ganando el premio All-Defensive del primer equipo ocho veces y del segundo equipo en dos ocasiones. Magic nunca fue un defensor all-league.

Personalmente, a pesar de su destreza sumando puntos, no creo que los números ofensivos de Kobe se equiparen a los de Magic. Magic promedió 19.5 puntos, 11.2 asistencias y 7.2 rebotes mientras que lanzó un 52 por ciento desde el campo y un 85 por ciento desde la línea de tiro libre. Kobe tiene una marca de carrera de 25 puntos, pero ha promediado sólo 5.3 rebotes y 4.7 asistencias sobre un 45 por ciento de lanzamientos.

Pero cuando incluyes el factor defensivo, Kobe  el mejor francotirador  supera a Magic como un jugador más completo.

Si bien algunos podrían argumentar el rendimiento mediocre de Kobe en el Juego 7 del jueves, de todas maneras sumó 15 rebotes y encontró la manera de anotar 23 puntos, principalmente convirtiendo 11 de 15 tiros libres. Además, otros inmortales han tenido dificultades en grandes momentos. Magic había cometido tantos errores en la derrota de1984 de los Lakers ante Boston, incluyendo un dribbling fuera de tiempo en el Juego 2, que lo estaban llamado "Tragic'' Johnson. Asimismo, Michael convirtió seis de19 intentos y cinco de 19 en dos de los juegos de las Finales de Chicago contra Seattle en 1996.

Por supuesto, Magic y sus excelentes compañeros de equipo enfrentaron una competencia más dura que la de Kobe. Los equipos de los Celtics que enfrentaron en su momento también estaban repletos de miembros del Salón de la Fama. Pero en 1989, los Lakers de Magic fueron barridos por un equipo de los Detroit Pistons, que sólo cuenta con un top 50, el hombre de 6´1 pies, Isiah Thomas, y él no tenía grandotes geniales. También me gustaría decir que el equipo de los Celtics ante el que Kobe perdió en 2008 y derrotó en el 2010 fueron mejores que cualquiera de los equipos que Jordan superó en las finales.

Pero eso es lo único que le voy a dar a Kobe por encima de Jordan. No es un igual a Jordan, y no creo que alguna vez pueda serlo, y mucho menos superarlo como el mejor de todos los tiempos. Michael promedió 33.6 puntos, 6 rebotes y 6 asistencias sobre un 48 por ciento de lanzamientos, pero sin perder una serie Final. Dominó todas las finales que jugó de una forma Kobe jamás ha estado cerca de hacerlo.

Pero esto no se trata de Michael y Kobe, sino de Kobe y Magic, los dos grandes Lakers de todos los tiempos. Podemos llamarlos 1 y 1A. Sólo hay que asegurarse de que Kobe sea mencionado en primer lugar.