Copa Davis: Nadal estará en Bélgica

15:59 ET
Actualizado el
EFE

BARCELONA -- El español Rafael Nadal, número uno mundial, ha adelantado este martes que se encuentra "en la recta final" de su lesión muscular y que, "si todo va bien y el capitán lo cree conveniente", disputará la primera eliminatoria de Copa Davis ante Bélgica, del 4 al 6 de marzo.

Rafa Nadal
Getty ImagesNadal quiere volver a morder la ensaladera

Nadal ha llegado este martes por la mañana a Barcelona procedente de Abu Dabi, (Emiratos Árabes Unidos), donde el lunes recibió el premio Laureus al mejor deportista de 2010, y antes de acudir a la presentación del Godó se ha pasado por la consulta del doctor Ángel Ruiz-Cotorro, para ver cómo se encontraba de su lesión.

El médico de la federación española le ha confirmado que la rotura fibrilar que sufrió en el muslo izquierdo durante los cuartos de final del Abierto de Australia ante David Ferrer ya está cicatrizada.

"Me siento mejor que hace una semana y estoy listo para empezar cuando lo crea conveniente. Ahora empezaremos a entrenar en Mallorca, poco a poco, y con una planificación, para que no haya contratiempos", ha adelantado.

Si todo va bien, Nadal estará a las órdenes de Albert Costa en la eliminatoria de Copa Davis que España disputará ante Bélgica, a la que espera llegar en condiciones tras tres semanas de entrenamientos.

Sin embargo, el balear ha advertido que ganar en tierras belgas no va a ser fácil: "Todas las eliminatorias, especialmente cuando juegas fuera de casa, son complicadas. En el Grupo Mundial no hay rival fácil y ellos seguro que competirán contra nosotros muy mentalizados, dando el cien por cien y en una pista que ellos mismos habrán escogido para que les sea favorable. Así que lo que pase el primer día será importante".

Tras la Davis, el número uno mundial afrontará los dos primeros Masters 1000 de la temporada (Indian Wells y Miami) y, a continuación, completará la gira europea de tierra con los torneos de Mónaco, Barcelona, Madrid, Roma y París.

El objetivo no es "ni mucho menos" repetir su exitoso 2010. "Con el Laureus que recibí ayer se cerró el círculo. Hay que olvidarse ya de ese año. Lograr tres de cuatro Grand Slams es algo dificilísimo de repetir, así en 2011 hay que empezar otra vez de cero", ha sentenciado.