Adriano pone en duda su futuro

11:34 ET
Actualizado el
EFE

SAO PAULO -- El mundialista brasileño Adriano anunció en un comunicado que solo volverá a las canchas el próximo año y dejó en duda si seguirá en el club Flamengo, con el que firmó un contrato en agosto pasado pero para el que aún no ha debutado debido a su falta de forma.

Adriano
Getty ImagesEl delantero podría dejar la actividad profesional

El anuncio se produjo pocos días de la nueva polémica que el delantero de 30 años protagonizó por huir de los entrenamientos para acudir a una discoteca y en medio de versiones según las cuales el club de Río de Janeiro puede anunciar su rescisión esta semana.

"Pensé mucho, conversé con amigos y con la familia, y llegué a la conclusión que la mejor cosa que puedo hacer es regresar en 2013. Tomé esa decisión no solo pensando en mí sino también en el Flamengo", afirmó en su comunicado el exjugador de la selección brasileña y de los italianos Inter y Parma.

El 'Emperador', como era conocido en su auge como goleador, admitió que aún está recuperándose y que, faltando tan solo cinco jornadas para el final del Campeonato Brasileño, el Flamengo tiene que concentrarse en el torneo.

"Estoy casi recuperado y tengo que concentrarme en mi regreso con ciento por ciento de mi forma física. Seguiré entrenando con más garra. Aún no sé si en Río de Janeiro, pero puedo afirmar que en 2013 estaré listo para entrar en las canchas", aseguró el delantero.

El contrato inicial de Adriano con el Flamengo vence en diciembre.

En un segundo comunicado divulgado poco después, Adriano informó de que concederá el martes una rueda de prensa al lado del exfutbolista Zinho, director del departamento de fútbol del Flamengo, para comunicar lo que acuerde con el club sobre su futuro.

El jugador, que ya había recibido advertencias por no acudir a los entrenamientos, se ausentó de las prácticas el jueves y envió una nota a la dirección del club pidiendo una licencia hasta este martes.

Zinho concedió la licencia pero dijo que conversaría con el jugador el martes para definir su futuro, lo que fue interpretado como un posible anuncio de la rescisión del contrato.

Adriano hasta ahora no ha vestido la camisa del Flamengo debido a que se recupera de una cirugía en el pie izquierdo a la que fue sometido en abril pasado.

El contrato suscrito en agosto prevé que los ingresos del jugador dependen de su productividad en la cancha e incluye una cláusula que le permite al Flamengo rescindir el acuerdo unilateralmente por indisciplina.

En la época en que fue anunciado como refuerzo del Flamengo, Adriano admitió que tal vez sería la última oportunidad en su carrera.

Ello debido a que estaba regresando a los 30 años al club que lo lanzó como profesional, tras dos cirugías que lo tuvieron casi dos años alejado de las canchas, con solo 16 partidos jugados en las últimas temporadas y con una larga lista de problemas en su carrera por indisciplina.

El delantero, formado en las categorías inferiores del Flamengo y que brilló en el club antes de su transferencia al fútbol europeo, volvió al equipo en 2009, cuando se consagró como campeón brasileño y artillero de la Liga.

El jugador fichó el año pasado por el Corinthians pero disputó pocos partidos por sus lesiones y el club terminó rescindiendo el contrato debido a que el jugador no cumplió con todo el tratamiento médico que le fue recomendado.