Bielsa: "Previo a la expulsión, era nuestro"

14:28 ET
Actualizado el
EFE

Bielsa
EFEMarcelo Bielsa quiere "estabilidad" para el equipo

BILBAO -- El entrenador del Athletic, Marcelo Bielsa, interpretó la victoria liguera de ante el Sevilla en San Mamés, que se sumó a la de la jornada anterior en Granada, como "un paso hacia la estabilidad" del equipo rojiblanco, aunque reconoció que llegó de "una manera muy sufrida".

El técnico argentino ha destacado la "entrega absoluta, el amor propio y esfuerzo colectivo" de sus futbolistas en un partido con distintas fases. Una primera parte en la que el Athletic "fue claramente superior" y una segunda en la que fueron dominados por su rival tanto "en el primer cuarto de hora" como en el último tramo, tras la expulsión de Ander Herrera.

Sobre los goles marcados por De Marcos y Susaeta, ambos este año por debajo del rendimiento goleador del pasado curso liguero, el rosarino ha reseñado que "el fútbol tiene cosas muy extrañas" como que en el primer tanto el alavés marque el 1-0 "llegando como delantero centro, con Aduriz en el extremo izquierdo y con un centro de Aurtenetxe".

Bielsa se ha alegrado además de la actuación de un Gorka Iraizoz que fue "determinante" en el resultado final y ha disculpado la segunda tarjeta amarilla que ha visto Ander Herrera, y la consiguiente expulsión, por una mano que ha interpretado como "un acto instintivo que el jugador no puede controlar".

"Herrera estaba muy preocupado porque lo han vuelto a expulsar, aunque gracias a Dios el resultado no se comprometió. Y los jugadores alegres de manera proporcionada al esfuerzo que habían hecho y al resultado, que es muy importante", ha apuntado sobre el estado de ánimo del vestuario tras la victoria.