Toluca, el amigo de las finales

Actualizado el 26 de noviembre de 2012
Por Ricardo López Juárez
ESPN.com
El debate entre Faitelson y Schwartz
Ambos intercambian opiniones sobre al final de la Liga Mx entre Toluca y Tijuana.Tags: frente a frente, david, faitelson, schwartz, cronómetro, fernando, toluca, liga mx, tijuana, diablos rojos, xolos

MÉXICO -- En la historia de los torneos cortos del futbol mexicano, los cuales fueron implantados en 1996, apenas cinco veces se enfrentaron en la gran final los equipos que acabaron como primero y segundo de la temporada regular.

A los seguidores de los Diablos Rojos del Toluca les agradará saber que en las últimas cuatro de las mencionadas finales ganó el equipo primer sembrado, que obviamente jugó el partido de vuelta en su estadio. Pero el dato que realmente les fascinará es que en tres de esas el campeón resultó ser, justamente, el conjunto escarlata del Estado de México, teniendo al mismo director técnico de la actualidad.

Toluca y Tijuana se enfrentarán por el título del torneo Apertura 2012, el primero bajo el sello de Liga MX. La ida será el jueves en la frontera y la vuelta el domingo en la capital mexiquense. Ambos equipos acumularon 34 puntos en la temporada y la diferencia entre ellos fue la diferencia de goles (+11 para los Diablos y +8 para los Xolos).

La primera final de un torneo corto que fue definida por los dos clubes de mejor actuación global fue la del Invierno 1997. Cruz Azul, el segundo de la tabla, venció al León, líder de la general, con aquel penalti de Carlos Hermosillo.

En el siguiente semestre, torneo Verano 1998, el Toluca de Enrique Meza empezó a hacer historia, pues tras ser el mejor del torneo regular completó su gran liguilla al doblegar al sublíder Necaxa en el juego por el título.

Un año después, en lo que muchos aficionados y analistas aún consideran la final mejor jugada en la era de los torneos cortos, el Toluca se coronó en penales contra el Atlas de Ricardo La Volpe. En la campaña regular del Verano 1999, los Diablos habían sido 1 y los Zorros 2.

Y para el Verano 2000, los rojos de Meza lo volvieron a hacer, cuando apabullaron al Santos Laguna en otro duelo de 1 contra 2 definido en la cancha del Estadio Nemesio Diez.

Pasaron 24 torneos para que volvieran a medirse en la final de liga los dos mejores equipos de la temporada y fue en este 2012. El Santos Laguna venció al Monterrey tras haber ocupado esos conjuntos las posiciones 1 y 2, respectivamente.

Hubo otro torneo corto en el que el equipo 1 en cuanto a puntos ganados en la fase regular se coronó en contra del 2, pero no correspondió a las temporadas semestrales de la actualidad, sino a una calendarización especial previa a la Copa del Mundo México 1986. El Monterrey, que hizo más puntos que nadie, fue campeón contra el Tampico, segundo mejor en cosecha de unidades.

En síntesis, cuando se enfrentan los dos mejores de la tabla en la final, los equipos que terminaron en mejor posición y por tanto tuvieron la localía en el partido de vuelta, predominaron. Esto no es raro: de las 32 finales de torneos semestrales que se han celebrado, los de casa dieron la vuelta olímpica en 20, incluyendo los últimos cinco (Santos sobre Rayados, Tigres contra Santos, Pumas sobre Morelia, Rayados contra Santos y Toluca también sobre Santos).

En contraste, en la liguilla mexicana los equipos que llegan como primeros sembrados generalmente no salen campeones. Apenas en seis ocasiones los punteros completaron la obra: Toluca en los torneos Verano 98, Verano 99 y Verano 2000; Pachuca en el Clausura 2006 y Clausura 2007, y Santos en el Clausura 2012.

Ese último se definió cuando los laguneros derrotaron al Monterrey 2-1 en el Estadio Corona con goles de Daniel Ludueña y Oribe Peralta, antes de que Aldo de Nigris descontara. El juego de ida en el Tecnológico había quedado 1-1.

La ventaja de jugar en casa los últimos 90 o hasta 120 minutos no se puede soslayar y menos aun cuando el equipo en cuestión es el Toluca. Los choriceros recibirán el domingo ya su novena final de vuelta (9 de las 33 que para entonces se habrán efectuado en torneos cortos) con saldo hasta ahora de seis victorias de campeonato y dos tropiezos.

Entre sus triunfos en los juegos de vuelta hubo marcado contraste: de las golizas contra Necaxa en el Verano 1998 (5-2), Santos en el Verano 2000 (5-1) y Morelia en el Apertura 2002 (4-1) a las cardíacas definiciones en penales contra Atlas en el Verano 1999, Cruz Azul en el Apertura 2008 y Santos en el Bicentenario 2010, todas por cierto en la misma portería, frente a la cabecera de sol del vetusto inmueble dos veces mundialista.

Los equipos que se metieron a La Bombonera y se fueron de ella con el trofeo de campeón fueron Morelia en el Invierno 2000 (también en penales, sobre la cabecera de sombra) y Guadalajara en el Apertura 2006.

Este duelo entre los dos mejores equipos de la temporada pudo haberle deparado a los Xolos el jugar la vuelta en su difícil estadio, donde no perdieron, pero un empate sin goles contra el San Luis en la penúltima fecha del torneo les terminó costando ceder el liderato general.