Knicks ganan, Spurs pierden

9:02 ET
Actualizado el
EFE

HOUSTON -- El alero Carmelo Anthony y los New York Knicks volvieron a convertir el Madison Square Garden en un reducto infranqueable para los equipos rivales, aunque esta vez el visitante fuese nada menos que Los Angeles Lakers bajo la nueva dirección de su ex entrenador Mike D'Antoni.

El hombre que comenzó la actual reconstrucción de los Knicks fue recibido con abucheos por parte de los seguidores del equipo neoyorquino y luego en el campo Anthony sus compañeros se encargaron de darles una lección de básquetbol ofensivo y buen control de balón.

Anthony protagonizó otra actuación individual brillante antes de lesionarse y los Knicks la completaron como equipo en el partido que ganaron por 116-107 a los devaluados Lakers, que sufrieron su cuarta derrota consecutiva.

La estrella de los Knicks aportó 30 puntos (10-15, 3-5, 7-8) -22 de ellos en el primer cuarto- y tres rebotes y recuperó un balón, con lo que abrió el camino del tercer triunfo consecutivo del equipo neoyorquino (17-5), líder destacado en la División Atlántico y con la mejor marca de la Conferencia Este.

Sin embargo, Anthony tuvo que abandonar el partido en el tercer periodo al sufrir un esguince en el tobillo izquierdo, situación que intentaron aprovechar los Lakers con la búsqueda de la remontada.

Anthony, que se quedó a dos puntos de establecer la mejor marca en un cuarto, que está en poder de Willis Reed y Allan Houston, no pudo intentar superar los 61 tantos que Bryant tiene de marca en el Madison Square Garden al jugar solo cinco minutos del tercer periodo.

El duelo tuvo también el aliciente de ver de nuevo en el banco del Madison Square Garden a D'Antoni. El exentrenador de los Knicks volvía como responsable de los Lakers y su imagen fue la misma que dejó cuando el pasado marzo decidió dimitir del cargo ante la mala racha deportiva en la que se encontraba el equipo neoyorquino.

Su entrenador asistente, Mike Woodson, cambió por completo la imagen y la trayectoria deportiva del equipo, que consiguió su noveno triunfo consecutivo en el Madison Square Garden (9-0), donde sigue invicto, algo que no lograba la franquicia desde la temporada de 1992-93.

Bryant, que volvió a ser la primera opción ofensiva de los Lakers, aportó cifras dobles de 31 puntos, pero falló 14 de los 24 tiros que hizo a canasta, incluidos seis de los once triples intentados, capturó 10 rebotes, repartió seis asistencias, recuperó un balón, lo perdió cinco veces y puso un tapón.

El ala-pivote español Pau Gasol se perdió el sexto partido consecutivo con los Lakers al no estar todavía recuperado de las molestias de tendinitis que sufre en ambas rodillas y su ausencia se volvió a anotar demasiado en el juego ofensivo del equipo angelino.

Por otra parte, el base reserva Devin Harris encabezó el ataque balanceado de los Atlanta Hawks que se impusieron con facilidad por 113-90 a los Charlotte Bobcats, que perdieron el décimo partido consecutivo.

La victoria, segunda seguida de los Hawks (14-6), les permite compartir con Miami Heat el liderato de la División Sudeste por primera vez en lo que va de temporada.

Harris anotó 20 puntos y encabezó una lista de cinco jugadores de los Hawks que tuvieron números de dos dígitos, incluido el ala-pívot Josh Smith, que aportó 18 puntos, cinco rebotes, tres asistencias y dos recuperaciones de balón.

Los Hawks tienen marca ganadora de 12-3 desde que perdieron tres de los primeros cinco partidos de la nueva temporada y han ganado cinco de los últimos seis encuentros disputados.

El base novato Damian Lillard estableció su mejor marca como profesional al anotar 29 puntos que ayudaron a los Trail Blazers a vencer por 98-90 a los San Antonio Spurs, que sufrieron la segunda derrota consecutiva.

Lillard, que también aportó siete rebotes y seis asistencias, encabezó una lista de cinco jugadores de los Trail Blazers (10-12) que tuvieron números de dos dígitos, incluido el ala-pívot LaMarcus Aldridge, que consiguió 22 tantos.

El ala-pivote J.J.Hickson consiguió cifras dobles de 12 puntos y 12 rebotes y una asistencia, mientras que el alero Luke Babbitt anotó también 12 tantos y el alero francés firmó 11.

El base francés Tony Parker anotó 21 puntos y repartió cinco asistencias para los Spurs (18-6), que perdieron el segundo partido consecutivo en noches seguidas.

El ala-pívot Tim Duncan aportó 16 puntos y seis rebotes, mientras que el ala-pivote brasileño Tiago Splitter y el escolta argentino Manu Ginóbili encestaron 12 tantos cada uno.