Tigre maduro

Aníbal Sánchez tomará ventaja de su adaptación a los Tigres

15:08 ET
Actualizado el
Por Billy Russo
Especial para ESPNDeportes.com

SánchezAlex Trautwig/Getty ImagesAníbal Sánchez confía en alcanzar las 200 entradas en 2013 con el uniforme de Detroit

LAKELAND -- Tener la oportunidad de comenzar una temporada integrado al equipo, sin la necesidad de adaptarse a medio camino y a la carrera, es una ventaja a la cual Aníbal Sánchez espera sacarle provecho en el 2013.

El lanzador venezolano, quien firmó un contrato de cinco años y $80 millones durante el receso invernal, llegó a los Tigres de Detroit en el 2012, luego de un cambio con los Marlins de Miami.

Aclimatarse al equipo y a la Liga Americana, tras haber estado durante toda su carrera de Grandes Liga en la Nacional, le llevó su tiempo. De ahí que haya tenido ciertos inconvenientes al principio, pero después de algunos ajustes en el proceso los superó y demostró ser un pitcher valioso para la organización, por lo que ésta decidió retenerlo en el receso de temporada.

Ahora, ya adaptado al ambiente y familiarizado con la novena, con sus compañeros y con la liga, Sánchez no tiene dudas que está en la posición correcta para ayudar a los Tigres y tener una campaña exitosa, una en la que por primera vez en los dos últimos años pueda lograr récord positivo y alcanzar su meta perenne, las 200 entradas.

"Ahorita me siento más confiando, un poco más tranquilo, sin presión. Lo importante ahora es mantener mis condiciones físicas, que es lo que lo ayuda a uno estar saludable cada cinco días para subir al montículo y pitchear", dijo Sánchez en el clubhouse de los Tigres, en su complejo primaveral en Lakeland, Florida, donde el sábado realizó su primera apertura de la pretemporada con dos entradas en blanco, tres hits y un ponche.

"Cuando uno está desde el principio con el equipo se siente más familiarizado, porque no tienes que pasar por ese proceso de adaptación que te afecta, aunque yo era uno de los que pensaba que era mentira, pero el año pasado me pasó y me costó. Además, estar desde el principio es algo emocionante, más estando con tantos venezolanos como los que hay aquí", agregó el derecho.

Sánchez estará en medio de una de las rotaciones más profundas del beisbol, liderada por el Cy Young y ganador del Jugador Más Valioso de la Liga Americana en el 2011, Justin Verlander, y completada por Max Scherzer, Doug Fister y quien resulte vencedor en la pelea por el último cupo entre Rick Porcello y Drew Smily.

Ser parte de ese cuerpo de lanzadores es un lujo para el venezolano, de 28 años de edad, pues considera que está rodeado "de pitchers muy talentosos, entre ellos uno de los mejores de las Grandes Ligas, como lo es Verlander. Eso hace que cada vez que uno se suba al montículo lo quiera hacerlo mejor, es como una motivación extra", dijo.

Durante su estadía con los Tigres en el 2012, Sánchez registró marca negativa de 4-6, con efectividad de 3.74 en 74 entradas de labor acumuladas en 12 presentaciones de la temporada regular. En la postemporada tuvo marca de 1-2, con 1.77 de efectividad.

Curiosamente, el venezolano no fue favorecido desde la lomita por la arrolladora ofensiva que los Tigres tuvieron al final de la temporada anterior, y eso evitó que su balance de ganados y perdidos fuera positivo. Por eso espera que este año su ofensiva le anote un poco más, y está seguro que así será.

"Espero ganar más juegos y contar con un mejor apoyo de estos muchachitos. Pero creo que sí, que este año habrá más apoyo de ellos para ganar más juegos. Tenemos un buen equipo pelotero por pelotero, así que no hay por qué no llegar a la Serie Mundial y ganarla", dijo Sánchez, quien recibió 2.5 carreras de respaldo por juego con Detroit el año pasado.

Apunta a ser el as de Venezuela en el Clásico Mundial

Tras las deserción de Félix Hernández del equipo que representará a Venezuela en el tercer Clásico Mundial de Beisbol, Sánchez es el lanzador que se perfila para comandar la rotación del equipo, que formará parte del Grupo C, junto a República Dominicana, Puerto Rico y España.

El derecho ha recibido información del coach de pitcheo de la selección vinotinto, Wilson Álvarez, acerca de que será él quien inicie el primer encuentro del Clásico, el 7 de marzo, en Puerto Rico, ante Dominicana. Sin embargo, Sánchez aún espera por el anuncio oficial, pues sabe que hay otros nombres sobre la mesa del cuerpo técnico venezolano, que es encabezado por Luis Sojo.

"Hasta ahora, por lo que él (Álvarez) me ha dicho, creo que es cuestión de tiempo para que se oficialice. Yo mientras tanto seguiré esperando a que lo hagan, porque quiero tener la certeza de cuándo voy a pitchear para prepararme para ese día", dijo.

De todas maneras, Sánchez ya piensa en la fuerte alineación que presentará Dominicana, en la que se destacan figuras como José Reyes, Edwin Encarnación, Robinson Canó, Hanley Ramírez, Nelson Cruz y Carlos Santana, entre otros.

"Tendría que hacer como cuando hice contra los Yankees de Nueva York en la postemporada. Creo que no me puedo enfocar en ir contra los nueve bateadores, me tengo que concentrar en bateador por bateador y en pitcheo por pitcheo. Si uno se enfoca en pensar en el bateador que va a enfrentar después del que está enfrentando, se puede meter en problemas", expresó el venezolano.

La otra opción probable de Sojo para iniciar ese primer encuentro de la selección vinotinto en el clásico es Carlos Zambrano.