Vélez: hallan muerto a un hombre

Actualizado el 10 de abril de 2013
DYN

BUENOS AIRES -- Un integrante de la barra brava de Vélez Sarsfield fue encontrado muerto en la mañana del miércoles debajo de una de las tribunas del estadio José Amalfitani.

Diego Bogado, de 35 años y padre de cuatro hijos, fue hallado muerto en la herrería del club, según dijo su hermano Pablo, a las puertas del estadio.

Desde el club dijeron que no había signos de violencia en el cuerpo del hombre por lo cual los investigadores deberán determinar, autopsia mediante, de qué murió, si fue una puja de barras, fue un homicidio o su deceso fue natural.

El hombre, oriundo de Monte Grande y padre de cuatro hijos, fue a ver el partido de anoche, ante Emelec, y apareció en la mañana del miércoles "envuelto en una bandera de Vélez", según contó Pablo que le dijeron en la comisaría 44.

El hombre solía integrar el grupo de La Pandilla, una de las facciones de la barra brava de Vélez, con la que había hecho viajes al interior y al exterior, acompañando al equipo.

El club, amparándose en los secretos de la investigación judicial, solo dio a conocer un escueto comunicado en el que señaló que "no es socio ni empleado de la institución", sin dar datos de la identidad de la víctima.

También destacó que el cadáver fue hallado "sin signos de violencia ni desorden dentro de las instalaciones del club".

La herrería donde fue hallado está debajo de la tribuna popular Este y como el cuerpo estaba solo vestido con calzoncillos, según dijeron a DyN fuentes policiales, los investigadores de la Federal especularon con que podría haber hecho trabajos por su cuenta sin pertenecer la staff de empleados del club.

A los silencios del club y a los enigmas de la policía los sacudió la presencia de Mariela, la esposa del hincha muerto, y Pablo, hermano de la víctima.

Mariela admitió por el canal C5N que no era empleado del club y que su oficio era "electricista" aunque reconoció que "le gustaba ir con La Pandilla".

Pablo dijo que iba al club "a comer asados y que también hizo varios viajes a Uruguay, Brasil, Rosario, Córdoba" junto a Vélez.

Mariela y Diego tienen tres hijos en común, en tanto la mujer dijo que su marido tenía una hija de un primer matrimonio.

Los familiares del hincha muerto querían saber de boca de responsables del club qué es lo que ocurrió.

Los únicos datos que decían tener la esposa y el hermano del hombre fallecido son los que le dieron en la comisaría 44.

Ambos habían llegado horas después de que una morguera de la Policía Federal retirara el cuerpo para llevarlo a la Morgue Judicial.

Allí el cuerpo será sometido a autopsia para determinar si fue un homicidio o una muerte no dolosa.

El caso quedó a investigación de la fiscalía de instrucción 28 y momentáneamente quedó caratulado como "muerte por causas de dudosa criminalidad".