Cuevas y Schwank volvieron a jugar

13:33 ET
Actualizado el
ESPNtenis.com

Pablo Cuevas
GettyCuevas no veía acción desde Roland Garros 2011

BUENOS AIRES -- Pablo Cuevas y Eduardo Schwank volvieron a jugar en el Challenger de Santos, tras sendas lesiones que los mantuvieron afuera de las canchas por ¡dos años! y siete meses, respectivamente. El uruguayo superó al italiano Matteo Viola por 6-3, 4-6 y 6-1, mientras que el argentino cayó a manos del checo Malek Jaziri con parciales de 6-4 y 6-1.

Cuevas no disputaba un partido desde Roland Garros 2011, cuando se lesionó jugando con el croata Antonio Veic. Desde entonces, se operó dos veces la rodilla buscando retornar al circuito, pero el regreso se fue postergando una y otra vez. Hasta este martes.

El uruguayo ya había disputado una exhibición en Punta del Este, a fines de 2012, y advertía sus ganas de volver a competir y "poder disfrutar del tenis", como le decía a ESPN. En su debut en Santos, el ex 45° del mundo (lo fue en 2009) pudo aguantar la intensidad de casi dos horas de partido y mostró contundencia en el tramo final del encuentro para dejar en el camino al 126° y tercer favorito sobre el polvo de ladrillo brasileño. Ahora, Cuevas chocará en segunda ronda con el brasileño Guilherme Clezar (210°).

Schwank, en tanto, arrastraba una molestia en la muñeca derecha desde octubre pasado, que primero lo obligó a cerrar antes de tiempo su temporada 2012 y luego lo hizo pasar por el quirófano. Este martes, el hoy 239° del ranking mundial (llegó a estar 48° en 2010) tuvo un buen arranque ante Jaziri (168°) y llegó a estar break arriba en el primer parcial, pero no pudo mantener la ventaja y sufrió la embestida del tunecino que acabó imponiéndose en una hora y doce minutos.

En su regreso, el roldanense se mostró algo inestable al servicio, perdiendo la mitad de esos juegos y ganando solo ocho puntos con su segundo saque sobre 22 disputados.