Con la camiseta bien puesta

En conferencia de prensa, David Nalbandian aclaró que seguirá jugando la Copa Davis para Argentina. También pidió disculpas por su comportamiento con la prensa

13:45 ET
Actualizado el
Por Gustavo Goitía/Natalia Tchukran
ESPNdeportes.com

MAR DEL PLATA -- David Nalbandian aclaró el lunes, el día después de la dolorosa derrota en la final ante España, que seguirá jugando la Copa Davis para Argentina.

En una conferencia de prensa en la que se mostró extrañamente cordial con los medios, se encargó desde el comienzo de rechazar los rumores de que ya no jugaría más para el equipo nacional.

"Me molestó que pongan en duda si sigo con la Copa Davis o no", dijo el argentino. "Para mí representar al país es un honor, más allá de tener diferencias con la Asociación, con la prensa, con la gente o con quien sea".

"En estos seis años jugando la Davis, tengo dos finales y dos semifinales, y algún otro resultado más que decente", continuó. "Si bien esta es la peor derrota, voy a seguir defendiendo los colores de la mejor manera posible y sobre todo a la gente, que viene a alentar y deja todo".

Nalbandian admitió que se sentía muy golpeado por la caída en una final a la que Argentina llegaba como favorita: "Estoy muy dolido por la derrota, como jugador y como hincha y por la manera pasional con la que vivo la Copa Davis".

"Este fue un fin de semana negro, para el olvido y espero que pase rápido", agregó acerca de la final.

"De cualquier manera, voy a tratar de no dejar de sentir esas cosas que se viven en la cancha de tenis", siguió.

Sobre la ausencia de Nadal, dijo: "Yo me tenía fe con Rafa o sin Rafa, pero la verdad es que habrá que analizar por qué perdimos".

Entre una de las razones que esgrimió, dijo que la cuestión de la elección de la sede se volvió "muy política".

Nalbandian sí defendió la elección de la superficie sobre la cual se disputó la final: "Creo que jugamos en condiciones ideales. Si tuviera que volver a jugarla, elegiría la misma superficie".

Por otra parte, admitió que su rol natural de líder no siempre le juega a favor: "Es muy difícil cargar con el peso de llevar adelante todo un equipo".

NO HUBO PELEA CON CALLERI
Nalbandian explicó que el motivo de haber convocado a conferencia era para "contarles un poco lo mal que me siento por lo que estoy viviendo".

En cuanto a los rumores de que se había peleado a trompadas con Agustín Calleri, su pareja de dobles, tras la derrota del sábado, también los desmintió: "Nunca tuvimos problemas en el vestuario. Eso no me gustó a mí, no le gustó a nadie en el equipo".

"Agustín es un amigo, un compañero de muchos años del equipo y del circuito", se explayó. "Salí del antidoping y le dije que me iba, que estaba muy angustiado. Llegué al hotel y al prender la tele escuché que me había peleado y muchas cosas que no son así y que le hacen mal, muy mal a cualquiera".

El mismo capitán del equipo, Alberto Mancini, había negado que el rumor fuera cierto el domingo en conferencia de prensa.

EL CAPITAN QUE SE FUE... Y EL QUE VIENE
Sobre Mancini, Nalbandian admitió tácitamente que no continuará al frente del equipo, ya que dijo que estará "a disposición del capitán que venga".

Pero se encargó de aclarar que él cree "no haber tenido tanta influencia sobre Luli (Mancini); muchas veces tuvimos charlas y discusiones en las que yo le daba mi punto de vista, pero luego él elegía lo que mejor le parecía".

Tampoco dio mucha precisiones con respecto a los nombres que se manejan para reemplazar a Mancini. Uno de los que suena es Martín Jaite, su actual entrenador, pero Nalbandian respondió con evasivas, incluso negándose a aclarar si seguirá trabajando con Jaite el año que viene (su vínculo termina a fin de año).

AUTOCRITICO, PERO PIDIO AUTOCRITICA
Siempre en un tono amable y buscando ser conciliador, Nalbandian pidió disculpas por haberse ausentado de la conferencia oficial del sábado.

"Les pido disculpas si no les di una nota, si no estuve en la conferencia de prensa, pero son momentos duros, de tensión", contó. "Me tocó perder el sábado con Agustín un partido muy importante para la serie. Les pido disculpas si les cayó mal, pero sepan entender cómo me sentía, sepan entender la angustia y el malestar de estos momentos".

Al ser obligatoria la cita con los medios, ahora Nalbandian recibirá una suculenta multa por parte de la Federación Internacional de Tenis. En un principio, se informó que sería de 10.000 dólares, como en los Grand Slam, pero luego se supo que podría ser mucho mayor porque no justificó su ausencia y se trataba justamente de la final de la Copa Davis.

El número dos argentino también pidió autocrítica de parte de los medios: "Espero que podamos ser objetivos con lo que pasó el fin de semana y saber analizar los motivos de la derrota", reclamó. "Analizarlo tenísticamente, porque en definitiva son cinco partidos, y creo que los periodistas están para analizar esas cuestiones y nosotros estamos para ganarlo. Por ahí no se mantuvo esa línea de qué le toca hacer a cada uno".

POCO SOBRE DEL POTRO
Nalbandian habló poco sobre el rumor de que, el viernes por la noche, habría tenido una discusión con Juan Martín del Potro, luego de su caída en el segundo single ante Feliciano López.

Nalbandian
TélamNalbandian es el líder del equipo argentino
El punto en cuestión es que Del Potro perdió porque venía muy cansado y decidió ir a jugar la Copa Masters de Shanghai, en lugar de cuidarse y prepararse más tranquilo en Mar del Plata con el resto del plantel.

Durante la conferencia, Nalbandian evitó referirse puntualmente al tema, diciendo que "no iba a hablar sobre las elecciones de los demás".

De alguna manera dio a entender que no estaba de acuerdo con la elección que hizo el número uno argentino: "No me parece que esté bien ni que esté mal que (Del Potro) haya ido al Masters, esas son cosas que cada uno elige. Pero de acá en más hablaremos entre nosotros cómo hacer para planificar lo que haga falta para ganar la Davis".

Nalbandian vivió un fin de semana negro en la Copa Davis. Y no puntualmente por su nivel de juego, ya que jugó impecable el single que ganó y estuvo irregular en el dobles que perdió, sino por las versiones de peleas y la interna instalada en el equipo albiceleste.

El as de espadas argentino, ex N° 3 del mundo y actualmente 11°, abrió la finalísima ante España en Mar del Plata con una victoria aplastante sobre David Ferrer (12°) y aumentó la ilusión de toda la gente. Pero la serie se complicó y, en compañía de Calleri, cayó en el crucial choque por parejas.

Con la derrota de José Acasuso en el cuarto punto ante Fernando Verdasco, Nalbandian ni siquiera tuvo la chance de jugar el quinto punto.

Así las cosas, la final dejó un saldo negativo, y Nalbandian sigue frustrado en su intento de poder finalmente ganar la Davis. Es el líder y el emblema del equipo nacional, con el que llegó a las finales del 2006, en Rusia, y a esta contra España.

En su carrera, Nalbandian jugó 36 partidos en la Copa Davis, de los cuales ganó 27 y perdió 9. En singles, suma 17 victorias y 4 derrotas y, en dobles, acumula 10 triunfos y 5 caídas.

En total, disputó 16 series durante siete años, desde que hizo su debut absoluto en la semifinal perdida en el 2002, en Rusia, cuando ganó un encuentro histórico en dupla con Lucas Arnold.