"Guillermo hace jugar como grandes"

Actualizado el 18 de febrero de 2013
DYN

Agustin Marchesin
Fotobaires.comPara Agustín Marchesín, el líder es la medida

BUENOS AIRES -- El arquero de Lanús, Agustín Marchesín, reveló que uno de los secretos de este gran comienzo de año del conjunto dirigido por Guillermo Barros Schelotto, uno de los líderes del torneo, es que el DT los hace "jugar como un equipo grande".

"El `mellizo` nos hace jugar como un equipo grande. Nunca especula. Quiere que siempre estemos con el cuchillo entre los dientes", confió Marchesín en una entrevista con el programa radial Deportivo Télam.

"Una de las pruebas de esto es que a mí me llegan muy poco. No tengo demasiado trabajo. Por supuesto que hay que tener buenos jugadores para esto, pero esencialmente se trata de que estamos en un club muy organizado, que en ese aspecto es un verdadero grande", remarcó.

El ex arquero de Huracán de Tres Arroyos acentuó su caracterización de Guillermo y apuntó que hace "entrenar a todo el mundo al límite".

"La verdad que desde que llegué a Lanús tuve entrenadores de los que aprendí un montón, empezando por Ramón Cabrero, siguiendo por Luis Zubeldía y después por Gabriel Schurrer", puntualizó.

"De cualquier manera, cuando un equipo juega bien los cambios no se notan. Como pasó el otro día con Newell`s, que hizo tres modificaciones y no se resintió. Lo que pasó fue que nosotros jugamos mejor", argumentó.

Sin embargo Marchesín, que el próximo mes cumplirá 25 años, tiene los pies sobre la tierra y reconoció que es "prematuro hablar ahora, a dos fechas de comenzado el campeonato, de que Lanús es candidato al título".

"De hecho a nosotros nadie nos puso entre los aspirantes a ser campeones antes de comenzar el torneo. Estaban Boca, River, Vélez, Racing, pero nosotros no", advirtió.

"Lo que ocurre es que para este torneo nos propusimos arrancar de otra manera, corrigiendo errores. En el Inicial habíamos perdido los dos partidos que ahora ganamos y eso nos llevó a quedarnos sin la posibilidad de luchar por el campeonato hasta el final", describió.

"Ahora recibimos a Vélez y después visitamos a Racing. Son otros dos partidos complicadísimos. Si perdés, pasás de ser el mejor al peor sin términos medios ni contemplaciones", admitió.

"Guillermo tuvo suerte cuando llegó a Lanús porque encontró un grupo armado, pero él también supo imponerle lo suyo", concluyó.