Tres temas a seguir: Packers en Saints

11:37 ET
FECHA
26/10
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- Los Green Bay Packers viajan a "The Big Easy" para medirse a los New Orleans Saints para darle cierre a la jornada dominical de la Semana 8. Aquí hay tres puntos a seguir de cerca en el duelo:

Cuestión de momentos. Los Packers llegan montados sobre una racha de cuatro victorias consecutivas que los colocan, en mi opinión, como el segundo mejor equipo de la Conferencia Nacional al momento, sólo por detrás de los Dallas Cowboys. Los Saints no le han ganado a nadie en el año aparte de los Minnesota Vikings y Tampa Bay Buccaneers (apenas), y no saben lo que es ganar en semanas consecutivas. Los momentos con que llegan los equipos no pueden ser más distintos. La ventaja de la localía en horario estelar deberá funcionar a favor de New Orleans para ayudar a nivelar el duelo, pero no cabe ninguna duda de que Green Bay es el cuadro favorecido para llevarse el triunfo. De acuerdo a las líneas de apuestas en Las Vegas, los Packers son favorecidos por 2.5 puntos. Ninguno de los partidos en el año de GB ha sido decidido por menos de 3 puntos, mientras que sólo dos encuentros de NO --ambas derrotas-- culminaron con diferencia en el marcador de 2 puntos o menos.

¿Quién corre el ovoide? Los Saints no contarán con los corredores Khiry Robinson ni Pierre Thomas, por lesiones. Mark Ingram será el encargado de cargar con el ataque terrestre de New Orleans, al menos en su mayor parte, auxiliado por Travaris Cadet. Sin embargo, Ingram no ha sido precisamente ejemplo de salud en el año. El ex ganador del Trofeo Heisman apenas regresó la semana pasada de una lesión tras perderse tres partidos, y corrió el ovoide en 10 ocasiones para unas míseras 16 yardas. Cadet lleva tres acarreos en el año, aunque sí atrapó seis pases la semana pasada. De cualquier manera, ambos tendrán que hacer mucho más de lo mostrado hasta el momento si es que New Orleans planea contar con un ataque terrestre en el Superdome esta noche.

Por el liderato. Durante la racha positiva de los Packers, Aaron Rodgers ha jugado --quizás-- al nivel más alto de cualquier mariscal de campo en la NFL. Los mayores beneficiados han sido sin duda sus receptores abiertos. Jordy Nelson actualmente está colocado tercero en la liga en yardas por recepción por juego, con 101.7, mientras que Randall Cobb también es tercero en la NFL pero en la categoría de recepciones para touchdown. Enfrente tendrán a la defensiva N° 28 de la liga en yardas aéreas permitidas (270.5 por encuentro), y la N° 27 en puntos permitidos (27.5). Una buena noche de Rodgers --quien a su vez es cuarto en la liga en pases de touchdown con 18-- y por consiguiente de sus dos blancos preferidos, Nelson y Cobb, podría catapultarlos al liderato en cada una de las categorías mencionadas.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Clásico instantáneo entre FSU y Notre Dame

1:57 ET
FECHA
18/10
2014
por Rafael Zamorano

Jameis WinstonGetty ImagesNuevamente, Jameis Winston lució su mejor juego cuando los Seminoles estaban contra la pared.

MÉXICO -- Semana a semana, nunca hacen falta los partidos que vienen precedidos de una gran expectativa.

De vez en cuando, uno de ellos cumple y supera esas expectativas.

Notre Dame y Florida State nos regalaron uno de esos partidos esta noche, en la visita del N° 5 Irish a los N° 2 Seminoles en Tallahassee.

Desde luego, el antecedente que más se recuerda fue un encuentro bautizado como el "Juego del Siglo": en 1993, los Seminoles entonces ranqueados N° 1 en la nación con marca de 9-0 y dirigidos por el inmortal Bobby Bowden, visitaron en South Bend a un equipo del Irish ranqueado N° 2, también cargando una marca de 9-0 a cuestas, y también dirigidos por una leyenda del juego, Lou Holtz.

En teoría, las implicaciones de esta noche eran menores, simplemente porque el encuentro ocurrió más hacia el principio de la temporada que al final, a diferencia de aquella ocasión. Además, tanto Jimbo Fisher como Brian Kelly todavía tienen un largo camino por recorrer antes de que podamos mencionarlos en el mismo estrato que Bowden y Holtz.

Sin embargo, la admiración que produce atestiguar un partido tan cerrado y tan bien jugado entre dos potencias del fútbol americano --una con una historia mucho menor que la otra-- no desmereció.

Vale la pena notar que antes del encuentro, había un sector de observadores de la NCAA que dudaban de la seriedad de Notre Dame o de Florida State --o de ambos-- como contendientes legítimos para conformar parte de la siembra de cuatro semifinalistas que disputarán el título en la primera campaña con playoffs en la historia del deporte. Esta noche, buena parte de esas dudas debieron disiparse para ambos programas.

Notre Dame y Florida State nos ofrecieron una batalla entre dos pesos completos que se fue hasta los 12 rounds; una en la que la balanza se inclinó de manera definitiva hasta los segundos finales de la contienda, después de un ir y venir de momentos muy parejo.

El Irish hizo ver mal al más reciente ganador del Trofeo Heisman, Jameis Winston, durante la primera mitad. Winston se vio asediado por cargas constantes desde el interior, y la pésima decisión de lanzar un pase flotado bajo presión le costó a Florida State no solamente le preparó un touchdown a Notre Dame en el segundo cuarto, entregando la posesión en su propia yarda 1, sino también impidió que FSU aprovechara la intercepción que, una jugada antes, habían logrado los Seminoles de un envío de Everett Golson.

Para Winston, fue una primera mitad notoriamente gris: ocho pases completos de 14 intentos para 92 yardas con una anotación y una intercepción, además de un acarreo para 3 yardas. Pero el Trofeo Heisman es cualquier cosa menos un obsequio, y Winston se encargó de validar su condición de figura con una segunda mitad prácticamente inmaculada: 15 completos de 16 intentos para 181 yardas y otro touchdown, incluyendo varios pases perfectos a Rashad Greene --posiblemente el mejor jugador ofensivo de FSU-- y Travis Rudolph, el héroe anónimo de la noche.

Golson tuvo una buena noche, también, pero al final su actuación se vio manchada por sus problemas de seguridad de balón. El pasador de ND sufrió dos balones sueltos, aunque no perdió ninguno, y tiró dos intercepciones, la segunda en la última jugada del partido.

En el vaivén del encuentro, hubo pasajes donde parecía claro que el talento y la ejecución estaban tan parejos, que el triunfo sería para quien lo deseara más. Y allí la balanza coqueteó con inclinarse hacia el cuadro de Kelly.

Corey Robinson
Getty ImagesRobinson fue imposible de cubrir en toda la noche por la defensiva

Fue Notre Dame el equipo que, como buen contendiente que enfrenta al campeón en terreno ajeno, propone la pelea en busca del nocaut. El Irish se la jugó cinco veces en cuarta oportunidad, convirtiendo en dos oportunidades, incluyendo una jugada milagrosa dentro de los dos minutos finales para convertir en cuarta y 18 desde su propia yarda 43: un presionado Golson compró tiempo, roló hacia su derecha, y lanzó un largo pase a Corey Robinson que redituó en 20 yardas y mantuvo vivas las esperanzas del Irish de escapar de Tallahassee con el triunfo.

En la lateral de enfrente, Fisher había recién cometido el pecado capital de esperar el resultado en lugar de buscarlo. Con poco más de cinco minutos por jugar, y arriba por 31-27, los Seminoles arrancaron su marcha encajonados en su propia yarda 7. Después de una primera oportunidad en la que perdieron 5 yardas en acarreo de Dalvin Cook, ND les devolvió esas 5 yardas perdidas con un castigo de sustitución ilegal.

Dos oportunidades para avanzar 10 yardas y seguir quemando el reloj. Con el mariscal de campo ganador del Heisman, y probablemente el receptor de rutas más pulido del juego universitario --Greene--, ¿por qué no poner el juego en manos de los dos mejores jugadores de tu plantilla? ¿Por qué no atacar la marca del primer intento? ¿Por qué no martillar el último clavo en el ataúd del digno retador?

Fisher optó por apostar a una defensiva que ha resultado un tanto decepcionante a lo largo de la campaña, admitiendo 21.6 puntos por encuentro en el año, y de paso le cedió la iniciativa a Kelly. Los Seminoles mandaron dos acarreos más con Cook --el tercer corredor en el orden jerárquico de FSU, detrás de Karlos Williams Sr y del lesionado Mario Pender--, para una ganancia neta de sólo 3 yardas, y a despejar.

Con 2:53 por jugar, el Irish no podía pedir algo más. Unos momentos después, la atrapada de Robinson enmudeció al Doak Campbell Stadium. FSU no podía frenar a ND, quien se acercó de poco en poco hasta la yarda 2 de los Seminoles --ya con apenas unos cuantos suspiros restando en el reloj de juego-- y, otra vez, enfrentando una cuarta oportunidad.

El triunfo parecía estar pintado de azul y oro. Golson tiró hacia la derecha para encontrar a un Robinson desmarcado, quien entró literalmente caminado a las diagonales.

Entonces, un pañuelo amarillo devolvió la vida y la esperanza a los más de 80,000 presentes en el estadio. Los oficiales marcaron interferencia ofensiva. La repetición mostró claramente que los dos receptores externos al lado derecho bloquearon literalmente a los backs defensivos de los Seminoles para abrir el espacio en el que Robinson aparecería solo para hacer la atrapada, incluso antes de que el ovoide dejara la mano de Golson.

Quince yardas en retroceso y una última oportunidad para ND. En cuarta oportunidad y a 18 yardas de la gloria, un presionado Golson lanzó una plegaria que fue interceptada por Jacob Pugh en la zona final.

La victoria no pudo haber sido más sufrida para Florida State, y la derrota no pudo haber sido más digna para Notre Dame. Ambos programas abandonaron de Bobby Bowden Field con más respeto por el resto de la nación del que gozaban cuando entraron.

En segundo plano, hubo un par de anuncios que se deben atender después de este encuentro. Winston -- quien hasta esta jornada había sido omitido de una manera muy notoria de la discusión por el siguiente Heisman-- necesariamente debe incluirse en la conversación de aquí en más, pese a que Dak Prescott de Mississippi State debe ser considerado el gran favorito en este punto de la campaña.

Para efectos mediáticos, Robinson ha dejado de ser sólo el hijo del "Almirante", David Robinson, para convertirse en un estelar que brilla con luz propia y que puede cargar con buena porción del juego aéreo del Irish.

Sin embargo, la lección primordial de la noche es clara: FSU y Notre Dame están para cosas importantes. En una temporada donde se sacudió la estructura de poder en la SEC, y hay cuatro boletos en juego para disputar el trofeo de campeón, no puede descartarse al monarca reinante ni a su retador de esta noche, con todo y que cargan con una derrota en su récord. Guste o no, ningún otro programa considerado candidato para obtener uno de esos cuatro pasajes que lleva una derrota, ha caído de una manera más digna que ND. Además, la derrota de N° 4 Baylor en la tarde, ante un equipo no ranqueado de West Virginia solamente sirve para darle más brillo a lo de Notre Dame, porque sí, hay de derrotas a derrotas.

El calendario de Florida State proyecta partidos más sencillos de aquí al final de la temporada, y posiblemente el reto más complicado sea evitar caer en excesos de confianza. En el camino de Notre Dame todavía aguardan Arizona State y Southern Cal, como oponentes de cuidado. Sortear esos obstáculos no será sencillo, pero de hacerlo, casi se puede asegurar que el Irish recibiría una de las cuatro invitaciones al playoff, dependiendo de lo que pueda ocurrir en otras latitudes. Eso abre una posibilidad muy real de ver una revancha entre Irish y Seminoles más adelante.

En 1993, el perdedor de este choque --FSU-- pudo ingeniárselas para hacerse con el título nacional. Esta vez, puede ser igual, pero con un reencuentro en el camino.

¿Nos espera otro clásico entre este par de históricos? Ojalá que sí.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Cinco temas a seguir: 49ers en Broncos

17:52 ET
FECHA
18/10
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- Los San Francisco 49ers visitan a los Denver Broncos en el que, de acuerdo a más del 70 por ciento de los votantes en nuestra encuesta en la sección NFL de ESPN.com.mx, es el duelo de la Semana 7.

Aquí están los cinco motivos principales por los que no debes perderte este encuentro:

Peyton Manning
Getty ImagesManning ha reiterado que no piensa en el récord

Se puede reescribir la historia. Brett Favre posee actualmente el récord de mayor número de pases de touchdown de por vida en la NFL, con 508. Peyton Manning lleva 506. Tres pases de anotación más dejarían al mayor de los Manning en solitario como el pasador más prolífico en la historia de la liga en cuanto a envíos anotadores, sumando un apartado más a su larga lista de hazañas en la NFL. De los cinco partidos que ha disputado Manning este año, en tres ocasiones ha tirado tres pases de touchdown, y una vez lanzó cuatro. Sólo durante la visita de los Broncos a los Seattle Seahawks, del 21 de septiembre pasado, Manning no lanzó al menos tres pases de touchdown en la campaña. La gran interrogante, de acuerdo a los antecedentes recientes, ya no es si romperá la marca de Favre, sino cuándo lo hará. Se puede apostar en Las Vegas por el cuarto en que se cree que caerá ese esperado pase de anotación ante los Niners, e incluso se puede apostar por el receptor que lo atrapará. Wes Welker y Julius Thomas son los favoritos con probabilidades de 2/1, mientras que Demaryius Thomas está 3/1 y Emmanuel Sanders aparece como 5/1. Para los escépticos, también está abierta la apuesta de que el pase 509 no sucederá sino hasta la octava fecha. Finalmente, el over/under en cuanto a las yardas que cubrirá ese pase N° 509 de touchdown de Manning está en 12.5.

Manning no está sólo. Los ojos estarán puestos sobre el mariscal de campo de los Broncos, y la mente estará puesta en el pase de anotación que quiebre la marca de Favre, pero no es el jugador de Denver que puede escribir historia. El ala cerrada Julius Thomas también lleva un paso récord, aunque la marca de la liga que tiene en la mira es para toda una temporada, y no se romperá este domingo. De cualquier manera, hay que ver si se sigue acercando. Actualmente, Thomas lleva nueve recepciones de touchdown en el año, en cinco partidos. Si mantiene el paso actual, terminará la temporada con 29 recepciones anotadoras. La marca de todos los tiempos en la NFL es de 23, impuesta por Randy Moss para los New England Patriots en el 2007. Si hablamos únicamente de alas cerradas, la marca es de Rob Gronkowski, con 17, y Thomas ya va a más de la mitad del camino en menos de una tercera parte de juegos disputados. Thomas está en el último año de su convenio de novato, uno que le pagará 645,000 dólares en el 2014. Es probable que cuando termine, nunca hayamos visto una temporada de contrato más productiva que la que nos está ofreciendo Thomas. Esa risita nerviosa que se escucha en el fondo proviene de los encargados de administrar el tope salarial en la gerencia de Denver.

El otro quarterback. Colin Kaepernick tuvo, quizás, su mejor partido como pasador el lunes por la noche pasado frente a los St. Louis Rams. Por primera vez en el año tiró para más de 300 yardas --apenas tercera ocasión que lo consigue como profesional--, y también por primera vez en el año tiró tres pases de touchdown, todo eso sin lanzar intercepción. Los aficionados de san Francisco ya saben que Kaepernick es capaz de dar partidos espectaculares. Lo que quieren saber es si lo puede hacer semana a semana, evitando los altibajos que han caracterizado su joven trayectoria en la NFL. La defensiva de los Broncos será un gran sinodal para medir el progreso real de Kaepernick como pasador.

Chris Borland
Getty ImagesBorland se presentó ante Broncos en pretemporada

Los ojos puestos sobre el novato. Indudablemente, los 49ers poseen la mejor dupla de apoyadores internos entre los equipos que juegan un esquema 3-4, con Patrick Willis y NaVorro Bowman. Desafortunadamente para San Francisco, ninguno de los dos saltará al campo el domingo por la noche, por lesión. En cambio, los puestos titulares estarán reservados para el novato de tercera ronda, Chris Borland, y para Michael Wilhoite, jugador de tercer año. En lo que va del año, Borland acumula cinco tacleadas y dos pases desviados. Wilhoite registra 19 derribos y también dos pases desviados. Tener enfrente a un mariscal de campo como Manning, y tener que perseguir en coberturas de pase --cuando así lo dicte la jugada defensiva--a Thomas será un reto mayúsculo para ambos.

El duelo en la orilla. Anthony Davis regresó a los entrenamientos esta semana, y podría realizar su segundo inicio en lo que va de una campaña en la que apenas ha podido participar por lesiones diversas --hombro, rodilla-- como tackle derecho. Su rival directo a lo largo de la noche será Von Miller, quien calladamente ha tenido una gran campaña acumulando al momento seis capturas, superando su total del 2013. La llegada de DeMarcus Ware --quien a su vez suma cuatro capturas-- a esta defensiva sin duda ha ayudado a restarle presión a Miller. Davis ha participado apenas en 23 jugadas ofensivas en lo que va del año. Si es insertado de inicio frente a los Broncos, habrá que monitorear de cerca su desempeño ante un cazamariscales encendido. Si Davis tiene problemas para encontrar su ritmo, sobre todo en protección de pase, no será raro volver a Jonathan Martin como tackle derecho de San Francisco. Por si fuera poco, los Niners estarán sin su guardia izquierdo Mike Iupati, también marginado por lesión.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Tres temas a seguir: Giants en Eagles

12:12 ET
FECHA
12/10
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- Los juegos divisionales, que de por sí cuentan con una atmósfera especial, suelen ser más memorables cuando se juegan en horario estelar. La visita de los New York Giants a los Philadelphia Eagles este domingo cumple con ambos requisitos. Aquí hay tres temas a seguir en el enfrentamiento entre oponentes de la NFC Este:

Andre Williams
Getty ImagesWilliams ha mostrado buen poder con el ovoide

La mesa está puesta. Poco a poco, el corredor novato Andre Williams ha ganado minutos sobre el campo y confianza de su ofensiva. El recluta de cuarta ronda lleva dos semanas consecutivas con doble dígito de acarreos, incluyendo 20 la semana pasada, y en ambas fechas ha conseguido touchdown. La Semana 6 podría ser definitiva para que Williams se establezca como titular, aprovechando la ausencia de Rashad Jennings por lesión en el tendón de la corva.

La presión en Philly. Hace algunas semanas, nuestro colega John Sutcliffe mencionó la posibilidad de que los Eagles sentaran a Nick Foles --con todo y que cargaba a cuestas una temporada espectacular del 2013--, a favor de Mark Sanchez. El inicio de la actual campaña no fue el ideal para Foles, y en la última semana, volvieron a surgir rumores acerca de una supuesta insatisfacción de los Eagles con el trabajo de Foles. Philadelphia tiene marca de 4-1 entrando al juego, y eso es más que suficiente para comprarle tiempo al pasador de tercera ronda del Draft del 2012, pero enfrenta a una defensiva de los Giants que hizo ver miserable a Kirk Cousins en un duelo divisional de horario estelar hace un par de jornadas. Por lo pronto, Sanchez ha dicho las cosas correctas en público, declarando admirar el modo en que Foles ha manejado las críticas en Philly.

La venganza de Eli. Los Eagles hicieron circular en redes sociales esta semana una caricatura donde Eli Manning aparece como un chico que le teme a la oscuridad, una referencia a los uniformes en negro que portará Philadelphia en el partido. Aunque sería sencillo para Manning mostrar sus dos anillos de Super Bowl para callar a un equipo que no ha ganado un campeonato de la NFL desde 1960, y que no sabe lo que es sostener el Trofeo Lombardi. Sin embargo, algo me dice que Manning querrá demostrar también sobre el campo que no le teme a los uniformes negros de los Eagles, y tratará de poner el balón en el aire con frecuencia. Como sucede en muchos casos, la provocación al rival previa al juego pueed resultar en un tiro por la culata para el provocador.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Tres temas a seguir: Seahawks en Redskins

14:53 ET
FECHA
06/10
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- Los campeones defensores del Super Bowl XLVIII, Seattle Seahawks, se encargarán de ponerle el broce final a la Semana 5 cuando visiten a los Washington Redskins en el "Monday Night Football" de ESPN.

Aquí están los temas más interesantes a seguir en el duelo:

Richard Sherman
Getty ImagesA Sherman no le gusta la idea de no involucrarse en el juego

Retar o no retar. La cuenta de pases que se envían en dirección a Richard Sherman semana a semana se ha convertido en una de las estadísticas a seguir en la temporada del 2014, particularmente después de que Aaron Rodgers y los Green Bay Packers le huyeran por completo al mejor esquinero de la NFL. A partir de ahí, otros equipos han lanzado en dirección de Sherman con poco éxito, en el sentido de que ningún receptor ha tenido realmente un partido estelar en contra de su cobertura. Esta semana, Sherman tendrá enfrente a un mariscal de campo que viene de lanzarle cuatro intercepciones a los Giants en Kirk Cousins, situación que según los defensivos neoyorquinos se debió a que el pasador de los Redskins delataba sus envíos con la mirada. El entrenador en jefe Jay Gruden ha admitido que los ojos de Cousins fueron un punto en que se trabajó durante la semana, pero también anunció que no está listo para obsequiar la mitad del campo a Sherman. Cuántas veces decida retar al extrovertido esquinero de Seattle, está por verse.

¿Dónde está el corredor? Alfred Morris fue un novato sensación durante la campaña del 2012, acumulando 1,613 yardas terrestres y anotando 13 touchdowns después de ser reclutado en la sexta ronda del draft. Sus números cayeron en el 2013, a 1,275 yardas terrestres y siete touchdowns, pero fueron suficientes para ganarle su primer viaje al Pro Bowl. Este año, Morris lleva apenas 316 yardas terrestres y tres touchdowns después de cuatro encuentros. Aunque su promedio de yardas por acarreo de 4.5 es bastante sano, está promediando más de 20 yardas terrestres menos por juego que en su fenomenal primera temporada de NFL. Los Redskins no han aprovechado al máximo las cualidades de Morris en el pasado reciente, y eso sin duda termina perjudicando al resto de la ofensiva, incluyendo el desempeño del pasador. Los Seahawks tienen a la mejor defensiva de la NFL, por lo que encontrar un ataque terrestre esta noche en FedEx Field será imprescindible si es que los Redskins quieren dar la sorpresa de la jornada.

El hombre espectáculo. La temporada pasada, Percy Harvin se perdió prácticamente la totalidad del viaje de los Seahawks hasta el Super Bowl, por lesiones diversas. Apareció fugazmente en la temporada regular antes de volverse a lesionar, y después dejó su sello en el súper domingo, devolviendo la patada de salida de inicio del segundo tiempo hasta el touchdown. Seattle pagó selecciones de primera y séptima ronda del 2013 y selección de tercera ronda a los Minnesota Vikings por el versátil jugador, además de firmarlo inmediatamente a un contrato se seis campañas y 67 millones de dólares, incluyendo 25 millones garantizados. Harvin hizo muy poco para desquitar todo eso en su primera campaña con los Seahawks, pero el equipo se está encargando de exprimirle al máximo este año. Harvin lidera a Seattle en recepciones (15), yardas por recepción (106) y devoluciones de patada de salida (siete), además de haber acarreado el ovoide en seis ocasiones para 86 yardas y un touchdown, el único que lleva en la campaña. A Seattle le gusta mover a Harvin a lo largo y ancho de la formación ofensiva, y seguir a la mejor arma de los Seahawks por todos lados supone todo un reto para la defensiva en turno. ¡Cómo harán los Redskins para contrarrestar a Harvin?

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Tres temas a seguir: Bengals en Patriots

13:41 ET
FECHA
05/10
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- Los Cincinnati Bengals visitan a los New England Patriots para cerrar la jornada dominical de la Semana 5 de la NFL, y aquí te presentamos los tres temas a seguir en este duelo de la AFC:

Tom Brady
USA TODAY SportsBrady no está contento con el accionar de NE

Tom Brady. Es sencillo atribuir la pobreza ofensiva de los Patriots a la evidente falta de talento que rodea a Brady, especialmente en cuanto a línea ofensiva y receptores, pero no se puede negar que el futuro miembro del Salón de la Fama está jugando por debajo de su nivel usual, también. Reportes recientes señalan fricción entre Brady y la dirigencia del equipo por recientes decisiones de personal, sin lugar a dudas motivadas por el mal paso del equipo, y será interesante ver hasta dónde se le nota al pasador sobre el campo las frustraciones que carga fuera de él. Lo cierto es que sin un mejor nivel de Brady, los Patriots no irán a ningún lado.

Andy Dalton. Sin contar con una ofensiva del nivel de otros cuadros, los Bengals están en la discusión por ser el equipo más balanceado de la liga. Buena parte de la explicación por la cual los Bengals todavía no se convierten en la ofensiva explosiva que quieren ser, suele atribuirse a Andy Dalton. Con apenas dos pases de anotación en tres partidos, está claro que Dalton necesita hacer un poco más si quiere que su nombre sea incluido entre los mejores de la liga. Hoy enfrenta a una defensiva secundaria que ha tenido problemas de cobertura y cuenta con un receptor abierto del Top-5 de la liga en A.J. Green. ¿Podrá aprovechar la oportunidad en horario estelar?

¿Quién atrapa los pases? Durante el 2013, la historia de Kembrell Thompkins fue una de las historias agradables a nivel personal en New England. El ex jugador de El Camino Community College, y de la Universidad de Cincinnati, pasó de ser un novato no reclutado a un titular para los Patriots. Esta semana, fue cortado después de participar en apenas dos encuentros y acumular seis recepciones. New England no va a extrañar la producción --o falta de ella-- de Thompkins, pero lo que sí se necesita saber es quién recibirá los minutos en el terreno que le pertenecían, y qué hará con ellos. Brandon LaFell tuvo una semana de destape en contra de los Kansas City Chiefs en el pasado "MNF", pero el partido estaba claramente fuera del alcance de New England. ¿Lo puede replicar LaFell en un momento más significativo para los Patriots?

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Jornada extraordinaria en la NCAA

23:43 ET
FECHA
04/10
2014
por Rafael Zamorano

Dak PrescottGetty ImagesDak Prescott y sus Mississippi State Bulldogs buscan su primer título de la SEC desde 1941.

MÉXICO -- De vez en cuando el deporte, cualquier deporte, nos regala una fecha extraordinaria. Se conjuntan múltiples factores que escapan a la esfera de la normalidad, la lógica se toma un descanso, y lo ordinario da paso --como dijimos arriba-- a lo extraordinario.

La sexta jornada de la temporada 2014 en la FBS fue una de esas ocasiones especiales.

Marcus Mariota
Getty ImagesMariota no pudo entregar su "momento Heisman"

Todo comenzó desde el jueves por la noche, cuando (N° 2) Oregon se vio sorprendido en casa ante Arizona. Marcus Mariota, el mariscal de campo estelar de los Ducks y un firma candidato para ser elegido primero global en el próximo draft de la NFL, entró al partido sin entregas de balón para la temporada, pero disminuido después de ser capturado en siete ocasiones por Washington State en la fecha previa. Ante los Wildcats, Mariota perdió dos balones sueltos en capturas y la segunda entrega --con poco menos de tres minutos por jugar, abajo 31 a 24, y con 65 yardas por avanzar para empatar el marcador-- fue la jugada que decidió el marcador. Arizona sólo debó encargarse de exprimir los últimos segundos al reloj de juego para asegurar su segundo triunfo consecutivo sobre Oregon, y la tercera ocasión que los Wildcats sin ranquear le pegan a unos Ducks metidos en el Top-5 desde el 2007. No fue una paliza como el 42-16 del año pasado en Tucson, pero igualmente nos dejó con la boca abierta.

La tendencia continuó por la noche del viernes. Utah State viajó a Provo donde dio la campanada ante un equipo de (N° 18) Brigham Young que soñaba en grande. El escenario parecía ideal para los Cougars. BYU retiró el jersey N° 9 de Jim McMahon y planeaba continuar con su paso invicto guidaos por el mariscal de campo Taysom Hill, considerado por algunos como un caballo negro para el Heisman. Los Cougars no solamente perdieron ante los Aggies, 35-20, sino también se quedaron sin Hill para el resto de la temporada. El pasador sufrió una fractura en la pierna izquierda al ser derribado por el profundo Brian Suite de Utah State.

Lo de Oregon y BYU fueron apenas aperitivos para el platillo fuerte que nos tenía reservada la jornada sabatina. Además, Mariota y Hill no fueron los únicos candidatos al Heisman en ver sus posibilidades de hacerse con el trofeo individual más codiciado del juego universitario perjudicadas seriamente.

En Starksville, (N° 12) Mississippi State recibió a uno de los equipos sensación del inicio de temporada, (N° 6) Texas A&M, y al espectacular mariscal de campo Kenny Hill. Sin embargo, fue el pasador de los Bulldogs el que se robó los reflectores. Dak Prescott --bautizado por algunos como Tim Tebow 2.0-- lanzó dos pases de anotación y corrió para otros tres, y los Bulldogs sacaron a los Aggies de las filas de los invictos, al tiempo que mejoraron su marca a 5-0 y se pararon en el centro de la discusión por saber quién es el mejor equipo de la SEC, al menos por el momento. Mississippi State le pegó a LSU hace un par de semanas, y con el triunfo sobre Texas A&M, van dos victorias sobre programas del Top-10 en el mismo año, una hazaña que nunca habían conseguido los Bulldogs. Mississippi State cuenta con solamente un título de la SEC en su historia, que se remonta a 1941, y no han aparecido en el Top-10 de The Associated Press desde 1999, pero seguramente volverán a encontrarse entre los 10 mejores programas de la nación en cuanto salga la nueva encuesta este lunes.

En Fort Worth, (N° 25) Texas Christian también puso su granito de arena a la jornada de sorpresas. Recibiendo a uno de los favoritos para el título, (N° 4) Oklahoma, los Horned Frogs ganaron su partido más importante como miembros de la Big-12, donde radican desde el 2012. Vencer a un programa de los Sooners ranqueado alto no es una hazaña nueva para los pupilos de Gary Patterson. En el 2005, TCU abrió la temporada con un triunfo sobre un cuadro de Oklahoma que entonces estaba ranqueado como N° 5. Sin embargo, después de un primer par de campañas decepcionantes como miembro de una conferencia de poder tras años de dominio en la Mountan West, los Horned Frogs levantan la mano para ser tomados en cuenta en esta liga. El mariscal de campo Trevone Boykin fue el jugador clave en la victoria de TCU con 318 yardas por aire y 75 por tierra, pero el marcador final de 37-33 quedó asegurado cuando la defensiva hizo una detención clave en cuarta oportunidad y 1 por avanzar con tres minutos por jugar. El pasador de los Sooners, Trevor Knight, tuvo una posibilidad final con un pase "Ave María", pero el intento fue incompleto.

Bo Wallace
Getty ImagesWallace tuvo una segunda mitad perfecta

Aunque la distancia podría no parecer mucha entre el equipo ranqueado N° 3 y el N° 11 de la nación, esa probable que el juego en Oxford constituyera la mayor sorpresa de la campaña. Alabama no había perdido contra Ole Miss desde que Eli Manning dirigiera los controles de los Rebels hace más de una década, y el Tide se encontraba arriba 14-3 al medio tiempo, ventaja que parecía suficiente para un equipo que cuenta con una defensiva dominante y un ataque terrestre sólido capaz de comerse el reloj. Bo Wallace tenía otros planes. El mariscal de campo de Mississippi completó 18 de 31 envíos para 251 yardas y tres pases de touchdown, todos en la segunda mitad, para orquestar la remontada de los Rebels. La anotación del triunfo llegó en un pase de Wallace a Jaylen Walton de 10 yardas con menos de 3 minutos por jugar, para cerrar un cuarto periodo en el que Alabama no consiguió un solo punto. Una intercepción de Senquez Golson a pase de Blake Sims en las diagonales con 37 segundos por jugar aseguró el sorpresivo triunfo. La victoria de los Rebels significa que Mississippi, Mississippi State y (N° 5) Auburn --quienes aplastaron a (N° 15) LSU por 41-7-- son los únicos tres programas que se mantienen invictos en la SEC; y los tres pertenecen a la SEC West. Mientras tanto, Amari Cooper, el explosivo receptor abierto del Tide, obtuvo 91 yardas por aire pero cero touchdowns, también lastimando sus aspiraciones al Heisman.

Nadie puede quejarse del partido que dio Melvin Gordon en Evanston. El corredor de (N° 17) impuso marca personal con 259 yardas terrestres en el juego, incluyendo un touchdown, pero sus esfuerzos fueron insuficientes para evitar que los Badgers también cayeran presas de una campanada. El esquinero Godwin Igwebuike interceptó tres de los cuatro pases que Northwestern robó a Wisconsin, y los Wildcats se impusieron a condiciones de lluvia y viento en casa para pegarle a sus rivales de la Big Ten por 20-14. Aunque el resultado debe afectar menos a Gordon que a otros estelares en la jornada, pensando en el Heisman, definitivamente no es el partido que esperaba el corredor.

Mike Bercovici
AP PhotoBercovici conectó el "Ave María" del triunfo

Allí no acabó todo. En la costa oeste, Arizona viajó a Los Ángeles para encontrarse a (N° 16) Southern Cal en el Coliseo, donde Mike Bercovici hizo méritos suficientes para convertirse en el jugador de la jornada. El pasador de los Sun Devils completó 27 de 45 intentos de pase para 512 yardas y cinco pases de touchdown, incluyendo uno de 46 yardas a Jaelen Strong sin tiempo en el reloj, para que los visitantes consiguieran un triunfo de 38-34 sobre los Trojans. Lo del propio Strong tampoco se quedó atrás: 10 recepciones para 212 yardas y tres touchdowns --incluyendo el de "Ave María" del triunfo-- ante un equipo que no había permitido anotación por aire en el año.

Finalmente, el otro equipo angelino no se quedó atrás. En Pasadena, (N° 8) UCLA recibió la visita de Utah en un juego tardío de la Pac-12. Los Utes pegaron temprano y con una ventaja de 14-0 en a principios del segundo cuarto, ya avisaban que las sorpresas en la jornada no se habían acabado. La obligación de los Bruins de jugar desde atrás durante todo el encuentro pagó sus dividendos, y el mariscal de campo Brett Hundley fue capturado en 10 ocasiones, e interceptado una vez. Con todo y eso, fue capaz de poner a UCLA en posición de remontar el déficit. Hundley tiró dos pases de anotación, ambos en el cuarto periodo, y los Bruins se colocaron en posición de arrebatarle el juego a los Utes en la jugada final. Sin tiempo por jugar, Ka'imi Fairbairn erró su intento de gol de campo --uno que se repitió por un castigo-- desde 50 yardas y Utah le puso punto final a una jornada sorpresiva.

En total, perdieron 11 de los equipos ranqueados en el Top-25. De ellos, cuatro se encontraban en el Top-6, apenas la segunda vez que ocurre en la historia de la NCAA, y primera desde 1990. Lo raro es que de esos 11 equipos, ocho cayeron ante equipos ranqueados por debajo de ellos o no ranqueados, y solamente tres cayeron ante equipos con mejor ranking. Del resto del Top-25, 13 equipos triunfaron, pero solamente (N° 5) Auburn, (N° 9) Notre Dame y (N° 10) Michigan State lo hicieron ante equipos ranqueados. Solamente (N° 24) Missouri descansó entre los equipos colocados dentro del Top-25.

Etiquetas:

NFL

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Los Bills ponen fin a la era E.J. Manuel

17:42 ET
FECHA
29/09
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- Los Buffalo Bills decidieron hacer un cambio en la posición de mariscal de campo, y es probable que los aficionados deban sentirse más preocupados ahora que hace una semana por el estado en que se encuentra su equipo.

Olvídense del hecho de que la franquicia confirma lo que muchos sospechamos durante el draft del año pasado: que se había pagado de más por E.J. Manuel al elegir al ex pasador de Florida State N° 16 global. Olvídense de su marca de 6-8 como mariscal de campo titular al frente de los Bills. Olvídense de un porcentaje de pases completos de apenas 58.6 por ciento en una época en que la liga exige a sus pasadores un número cercano al 65 por ciento. Olvídense de los minutos de pretemporada y de temporada regular que se ha perdido Manuel debido a lesiones diversas. Y por último olvídense del hecho de que, después de 14 salidas como titular, el progreso en su juego ha sido prácticamente invisible.

E.J. Manuel
Getty ImagesManuel fue relegado a la banca por Marrone

Lo que francamente preocupa para Buffalo es la alternativa.

Kyle Orton iniciará al frente de los controles ofensivos de los Bills en la Semana 5, y eso es cualquier cosa menos alentador. Buffalo se pone en manos de un pasador que ha pasado por cinco equipos en nueve años de carrera, acumulado una marca de 35-35 como titular, y que de por vida completa apenas el 58.5% de sus pases. Para recordar la última vez que Kyle Orton acumuló una marca ganadora como pasador en una campaña en la que fue titular, ocurrió en el 2009, con un 8-7 al frente de los Denver Broncos. Desde el 2010 a la fecha, su marca es de 6-16, y francamente, nunca se le vio a Orton elevar su nivel después de un par de temporadas prometedoras con los Chicago Bears --equipo en el que inició su carrera-- en el 2005 y 2008.

En otras palabras, es probable que Orton sea un Manuel entrado en años.

Lo cierto es que no puede minimizarse la importancia de la decisión de los Bills de quitarle las llaves del auto a Manuel, en especial para entregarlas a un pasador tan poco prometedor para el futuro del club como Orton. Por más que se pueda argumentar que Manuel todavía puede recuperar el puesto o que quizás dar un paso hacia atrás para volver a encaminarse hacia el frente, las cosas no funcionan así.

Usualmente, un pasador joven no se recupera después de que se le despoja de confianza por parte de un equipo que lo nombró titular rápido en su carrera. Ejemplos sobran: Blaine Gabbert, Brady Quinn, Matt Leinart, Kyle Boller y Vince Young están entre los pasadores que no se recuperaron después de ser reemplazados por veteranos tras recibir la oportunidad de iniciar rápida, y quizás, prematuramente.

Los Bills ciertamente se ajustan a este molde. El plan original en Buffalo era tener a Manuel en la banca mientras Kevin Kolb ayudaba con la transición de la franquicia hacia la ofensiva del entrenador en jefe Doug Marrone en el 2013. Lesiones constantes a Kolb forzaron a los Bills a recurrir a Manuel antes de que estuviera listo, y los resultados saltan a la vista. El problema es que el golpe psicológico que recibe ahora por parte de un equipo que le da la espalda, puede ser demasiado.

Marrone debe conocer las posibles ramificaciones de su decisión, y eso significa que ha aceptado el hecho de que existe la posibilidad de que Manuel no vuelva a jugar para Buffalo. A menos que ocurra un desastre con Orton en el campo, ya sea por su nivel de juego o por una lesión, los Bills no tienen muchos motivos para regresarle el mando a Manuel.

Buffalo hizo un gran trabajo en las primeras dos semanas de sacar a Manuel de la balanza sobre la cual penden los resultados. Los Bills apostaron a la defensiva, al juego terrestre y a los equipos especiales, y eso les redituó en dos triunfos importantes. Sin embargo, tarde o temprano, los Bills iban a necesitar jugadas grandes en momentos críticos para mantenerse en la senda de la victoria, y Manuel simplemente no tuvo la capacidad para entregar.

Las probabilidades son altas de que la era Manuel haya llegado a un fin definitivo en Buffalo. Quizás inició de un modo injustamente apresurado, y quizás el punto final se haya escrito de la misma manera. Pero está claro que Orton no es ninguna solución. ¿Cuándo inicia, y qué nombre puede llevar el siguiente experimento en la posición más importante del fútbol americano para los Bills? Para conocer esas respuestas sí habrá que esperar.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Tres temas a seguir: Saints en Cowboys

11:54 ET
FECHA
28/09
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- Los Dallas Cowboys reciben en domingo por la noche a los New Orleans Saints en un duelo de equipos que han logrado recomponer el camino después de un inicio negativo a la campaña. Sólo uno de ellos podrá darle continuidad a su buen momento.

Aquí están los tres temas a seguir en el duelo.

Jimmy Graham
AP PhotoEl TE mejor pagado de la liga es una pesadilla

¿Quién se le para enfrente? No hay mucho que se pueda decir de Jimmy Graham que no se haya dicho antes. El ala cerrada mejor pagado de la liga es una pesadilla para coordinadores defensivos cuando se trata de idear estrategias de juego para frenarlo. Los Cowboys han alineado recientemente a una de las peores defensivas aéreas en la historia de la liga, y aunque en los dos partidos pasados consiguieron hacer jugadas importantes, no estamos listos para elevarlos al Top-5 de la NFL todavía. Graham será su mayor prueba hasta la fecha, y será interesante ver por quién se decide el coordinador defensivo Rod Marinelli para colocarle enfrente: ¿apoyador, profundo, esquinero? A eso hay que sumarle el drama de la semana por el berrinche del esquinero Morris Claiborne, quien perdió el puesto titular con el regreso de Orlando Scandrick tras su suspensión, y las lesiones que van diezmando al grupo de apoyadores en Dallas.

El retorno de Rob. Rob Ryan demostró el año pasado que los Cowboys se equivocaron al echarlo después de tan sólo una temporada al frente de su unidad defensiva. En su lugar, Monte Kiffin fue un desastre colosal durante el 2013, y aunque el equipo retuvo sus servicios, lo degradó de puesto, ascendiendo en su sitio a Marinelli. Mientras tanto, Ryan disfrutó de una campaña exitosa en New Orleans, donde los Saints alinearon a su mejor defensiva desde el 2009, año en que conquistaron su único Super Bowl. El inicio de campaña no ha sido generoso con el grupo de Ryan, y New Orleans no ha sido tan oportunista al lado defensivo del ovoide como lo fue en el 2013. Los Saints son uno de seis equipos que no han registrado intercepción en lo que va del año, y apenas llevan cuatro capturas de mariscal de campo. Un juego memorable ante el ex equipo de Ryan podría levantar de su letargo defensivo a New Orleans, y sería una bofetada más para Jerry Jones.

QBs de alto calibre. Entre Drew Brees y Tony Romo, se combinan para 11 apariciones de Pro Bowl y más de 82,000 yardas aéreas. El índice de pasador de por vida de Brees es de 95.3, apenas por debajo del 95.6 de Romo, aunque el primer ya cuenta con un anillo de Super Bowl. Estamos hablando de dos de los mariscales de campo más prolíficos en el juego, pero también de dos pasadores que ofrecen oportunidades a las defensivas para hacer jugadas, dada la frecuencia con que van al aire. En los brazos derechos de este par de pasadores descansa, en buena medida el resultado del encuentro. ¿La clave será el que haga más jugadas positivas para ganar el partido, o el que cometa menos jugadas negativas para no perderlo?

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Tres temas a seguir: Bears en Jets

15:09 ET
FECHA
22/09
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- Los Chicago Bears vistan a los New York Jets para cerrar con moño rojo la actividad de la Semana 3 en el "Monday Night Football" de ESPN.

Los equipos llegan en momentos opuestos. Los Bears remontaron un déficit de 17-0 la semana pasada, incluyendo un cuarto periodo de tres pases de touchdown de Jay Cutler, para vencer a los San Francisco 49ers en la inauguración de Levi's Stadium por marcador final de 28-20. Por otra parte, los Jets despilfarraron una ventaja de 21-3 en el primer de tiempo sólo para caer por cifras definitivas de 31-24 en Lambeau Field ante los Green Bay Packers.

Acá están las tres cosas que hay que seguir detenidamente durante el encuentro:

Brian De La Puente
Getty ImagesDe La Puente será clave en el ataque de los Bears como centro

Problemas para mantener la línea. La líneas ofensiva de los Bears volverá a aparecer sin dos titulares. El centro Roberto Garza y el guarda Matt Slausen se ausentarán por segundo partido consecutivo, dejando nuevamente sus sitios en las manos de Brian De La Puente y Michael Ola, respectivamente. Al otro lado, los estará esperando uno de los frentes defensivos de mayor talento en la liga, liderados por los alas defensivas Mo Wilkerson y Sheldon Richardson, y los apoyadores Quinton Coples y David Harris. La mayor parte de la calidad defensiva de los Jets se concentra en las posiciones externas, pero será crucial el trabajo de ambos linieros ofensivos interiores --particularmente De La Puente, enviando los ajustes a las protecciones sobre la línea de golpeo-- para que pueda caminar la ofensiva de Chicago.

Bajo la lupa. La legión de creyentes en Geno Smith no es muy numerosa todavía. El mariscal de campo de los Jets no ha encontrado un nivel de consistencia en su juego todavía, apareciendo con ciertos destellos en ocasiones, pero luciendo terrible en otras. Jugar en "Monday Night Football" supone un pequeño elemento de presión adicional para los que no están acostumbrados al horario estelar de la NFL. Bajo las luces intensas y enfrentando a una defensiva que parece haber recuperado su cualidad de "oportunista", ¿cómo será el desempeño de Smith?

Momento de dar el paso al frente. Los Bears fueron de los primeros en felicitar a Devin Hester el jueves pasado cuando el especialista en devoluciones de patadas rompió la marca histórica de Deion Sanders por anotaciones en regresos. Sin embargo, el equipo todavía tiene que vivir con la decisión de haber decidido cortar lazos con el explosivo Hester, dejándolo caminar en la agencia libre. Anotados como especialistas oficiales de Chicago aparecen el veterano Santonio Holmes para despejes y Senorise Perry, un novato no reclutado, en patadas de salida. Lo de Hester fue una decisión administrativa, sin duda, pero los Bears todavía necesitan demostrar que fue acertada, y que cuentan con el talento para reemplazar su producción con los hombres que tienen en plantilla a un mejor precio.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Tres temas a seguir: Steelers en Panthers

15:23 ET
FECHA
20/09
2014
por Rafael Zamorano

MÉXICO -- La visita de los Pittsburgh Steelers al Bank of America Stadium de Charlotte para medirse a los Carolina Panthers es el duelo que sirve como cierre para la jornada dominical de la Semana 3. Aquí están las tres cosas a observar del enfrentamiento inter-conferencia:

Kelvin Benjamin
Getty ImagesBenjamin no se ha demorado para hacer jugadas grandes por aire

Cuidado, novato suelto. Sigo pensando que un año más en la universidad le hubiera servido de maravilla a Kelvin Benjamin, pero el recluta de primera ronda de los Panthers no ha tardado en hacerse notar con atrapadas espectaculares en el poco tiempo que lleva en la NFL. Su recorrido de rutas no es el mejor, pero su increíble atleticismo y gran control corporal cuando está en el aire le permite compensar por algunos defectos en su juego. Enfrente, tiene en el grupo de esquineros de los Steelers al que tradicionalmente se ha considerado como el punto débil de la defensiva. Ike Taylor es el mejor de la unidad, y su estilo agresivo sobre la línea de golpeo le vendrá bien para enfrentar al enorme Benjamin. Sin embargo, el juego de Taylor no es el que solía, ser, y será interesante ver cuántas jugadas consigue el ex jugador de los Seminoles ante la unidad de Dick LeBeau.

Enfrentamiento estelar. A mi juicio, Maurkice Pouncey es el mejor centro de la NFL. Al otro lado de la línea de golpeo, se verá las caras con el mejor apoyador medio para esquema 4-3 en la liga, Luke Kuechly. Está sobreentendido que los linerios defensivos interiores de Carolina tienen como una de sus misiones ocupar a los bloqueadores de Pittsburgh para liberar a Kuechly y permitirle hacer jugadas por todo el campo. Esas tareas recaerán sobre todo en Star Lotulelei, Colin Cole, y Kawann Short. Sin embargo, es impensable que estos dos referentes de sus respectivos equipos no colisionen de vez en cuando durante el desarrollo del juego. Un marcador secundario que lleve la cuenta de quién se va llevando el duelo en cada choque será recomendable.

¿Quién da el paso al frente? La mayor impresión que me dejó Pittsburgh después de su derrota de la jornada anterior, en jueves por la noche ante los Baltimore Ravens, fue que se trata de un equipo que carece de fortaleza mental. Después de un muy buen primer avance que recorrió todo el campo y que no pudo conseguir puntos gracias a un balón suelto, los Steelers se desinflaron marcadamente. A este equipo no le falta tanto talento como sí personalidades de liderazgo. Se echa de menos a tipos como Hines Ward y James Farrior, sobre todo, porque cuando ellos levantaban la voz, el resto del equipo se callaba para escuchar. ¿Quién hereda el rol de líder para este club?

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


AL INICIO